Policiales

Asaltan a punta de pistola a distribuidor de carne cuando estaba por ingresar a cobrar a un mercado

Un distribuidor de carne entró llorando y temblando a un almacén avisando que afuera, a punta de pistola, lo habían asaltado y despojado de la recaudación. El atraco ocurrió ayer antes del mediodía en el barrio Presidente Perón, al norte de Trelew y la Policía, a la tarde, secuestró de una casa del barrio Don Bosco el auto que habrían usado los malvivientes, en uno de los tres allanamientos que hizo por el caso.


Las diligencias se llevaron a cabo entre las 17 y las 20 en domicilios ubicados en Urquiza Norte al 164, Juan Evans al 290; en donde ubicaron el vehículo que estaban buscando y en Saavedra al 100. De los procedimientos, además del personal de la Comisaría Segunda y la Regional de Policía de Trelew; participaron efectivos de las fuerzas especiales del GEOP y la Guardia de Infantería. Según el comisario Carlos Momberg buscaban el coche y armas de fuego que lamentablemente no fueron ubicadas. 
Dicen que el distribuidor arribaba al comercio a cobrar la mercadería que había dejado el fin de semana cuando -ni bien bajó de la camioneta- se le pusieron a cada lado dos desconocidos y que uno le apoyó un arma de fuego en el cuerpo, exigiéndole que les entregara el dinero que llevaba. 
La víctima, sin resistirse les dio entre 4.000 y 5.000 pesos y los delincuentes se dieron a la fuga en un automóvil al que testigos ocasionales del asalto describieron como de color blanco y con la luneta rota: igual al que fue secuestrado en uno de los allanamientos.
El robo a mano armada sucedió alrededor de las once de la mañana en la calle Pellegrini Norte casi Nicaragua; afuera de un mercado y carnicería al que se dirigía la víctima. La dueña del comercio declaró minutos después: «Entró corriendo y salió corriendo. Después volvió y contó que lo habían asaltado. Que lo habían atacado con un revólver. Estaba temblando y llorando. No podía ni hablar», acotó la comerciante.
Luego, clarificó que es el dueño de la distribuidora que les deja carne a ellos y que al momento del asalto se encontraba haciendo cobranzas. Un cliente del mercado aportó su testimonio y relató: «Lo vimos que se paró ahí (en la puerta de acceso) llamando con el celular posiblemente a la Policía», indicó. Asimismo, confirmó que había estacionado el vehículo enfrente del comercio y presumió entonces que le habían robado en el trayecto que hizo hasta la entrada del negocio. 
Según la Policía, los malhechores se movilizaron en un Palio blanco que se encontraba oculto debajo de un árbol en el patio cerrado por un paredón de bloques, de uno de los domicilios allanados horas después del robo en el barrio Don Bosco y ese dato fue aportado por testigos del atraco callejero. 
 

PolicialesEdición impresa