Policiales

Abrieron la investigación por el asesinato en Alcaidía de Trelew

El Ministerio Público Fiscal, mediante la fiscal general María Tolomei y el funcionario de fiscalía Enrique Kaltenmeier, dispuso la apertura de investigación por el crimen de Néstor Villalba, ocurrido el 31 de enero en un pabellón de la alcaidía policial.

La doctora Tolomei detalló que el 1 de febrero la fiscalía dispuso que se sometiera a la correspondiente audiencia al sospechoso, a propósito de la investigación del homicidio de Villalba, sin perjuicio de la privación de libertad que lleva adelante el imputado, condenado a cuatro años por otros hechos. La decisión se adoptó teniendo en cuenta las numerosas entrevistas realizadas con la mayoría de los internos en ese sector de la dependencia.

EL HECHO
De acuerdo a lo expuesto, se pudo determinar que el 31 del mes pasado, cerca de las 22.30, en el pabellón 4 se habría registrado una pelea entre ambos internos, en un lugar ubicado entre el rancho que compartían y la reja de ingreso. Como consecuencia de la refriega Villalba habría recibido tres estocadas, una en un muslo, otra en el antebrazo izquierdo y la tercera en la cavidad toráxica a la altura del corazón, que fuera causante del deceso.
La víctima cayó y fue auxiliado por dos internos que llamaron a los efectivos de guardia, que acudieron y tras efectuar disparos al aire con proyectiles antitumulto, retiraron al herido y llamaron al personal del hospital zonal, aunque fallece antes de recibir cualquier tipo de atención.
La calificación jurídica es la de homicidio simple en carácter de autor. Se argumentó sobre la existencia de los hechos al mencionar las actas policiales labradas, la constatación de la existencia del cuerpo, constancia de quienes fueron las personas presentes y una inspección ocular llevada adelante, donde se advirtieron manchas hemáticas en literas y cuchetas, además de hallarse y proceder al secuestro de una hoja de cuchillo, una malla con manchas hemáticas, teléfonos celulares y alambres de acero en el sector del baño.
Además se adjuntó la autopsia certificando las heridas y confirmando la causa de muerte.
Refiriéndose a la probable autoría, la fiscal general indicó que se efectuó una requisa personal y examen físico a todos los internos del pabellón y solo el imputado presentaba lesiones en diferentes partes de su cuerpo con escoriaciones diversas. Por otra parte, se trajo a colación lo que el imputado habría dicho a la médica que lo atendió en su momento: «estaba acostado en mi rancho y se acercó este pibe a puntearme y me defendí, alcancé a ver que tenía una punta y se la saqué para defenderme». Refirió sobre la entrevista efectuada a 11 internos en un pabellón donde residen 16 personas, quienes dieron precisiones sobre la pelea que pudieron observar, aludiendo también a que ese día Villalba no estaba bien, se lo veía nervioso y raro, sobre todo después de las visitas que tuvieron lugar durante esa jornada.

APERTURA
El Juez Sergio Piñeda comunicó la apertura de investigación por los hechos relatados y la calificación jurídica provisoria esgrimida por el Ministerio Público Fiscal, determinó la prisión preventiva por seis meses y a pedido del defensor Lisandro Benítez ordenó que sea llevado a otro centro de detención, fuera de la alcaidía, con la prohibición de contacto con los detenidos que estuvieron presentes en el momento de los sucesos.
 

PolicialesEdición impresa