elchubut.com.ar
De puño y letra
MENÚ
Cargando...

De puño y letra

(Por Renato de la Cruz) - La lista venenosa: La difusión, la condena social, el escrache permanente, las consecuencias políticas y empresarias de la causa más escandalosa de la institucionalidad chubutense. Intendentes preocupados por la plata.

Por REDACCIÓN CHUBUT

Es cierto que nadie...
...ha salido a «apadrinar» la famosa lista de Excel que circula en redes sociales desde la semana pasada y que salta de un teléfono a otro a través de WhatsApp. Pero no es menos verdadero que nadie descree de su contenido. Es decir, hay una porción importante de la población, de la gente común, de la clase política y empresarial, del periodismo, dispuestos a creer que la famosa planilla -secuestrada en uno de los domicilios allanados en el Caso Correa- es real y concreta. Desde los gastos en productos para el cabello, las empanadas, los asados, y las gotitas para los ojos; hasta los supuestos sobresueldos de seis cifras para varios funcionarios -aún actuales- tanto como las cifras millonarias que aparecen adjudicadas a algunas personas.

¿Pagarán justos por pecadores? ¿Faltan nombres y empresas en las planillas que están circulando?
Los fiscales se niegan a darla por buena en público, por una razón bien simple. Cuando la planilla de Excel de Diego Correa comenzó a circular por todas partes, al expediente sólo tenían acceso el Ministerio Público Fiscal (los fiscales) y la defensa de los imputados. Es decir, si hubo una filtración, fue del MPF. En medio de las presiones de un caso difícil, fue el procurador Jorge Miquelarena quien el viernes admitió que parte de la información de esa lista había sido corroborada.

Esa «media confirmación» fue suficiente para darle a la planillita la veracidad de los hechos consumados, lo que representa un problema enorme, porque salpica a muchísima gente. Ex funcionarios, funcionarios, parte del círculo íntimo del dasnevismo tanto como del actual gobierno, algún legislador prominente, empresarios, industriales, algún representante de un medio, periodistas, pero -por sobre todo- lo que sería el circuito del dinero negro de la política. De la obra pública, para decirlo con claridad. Y de la famosa «Patria Contratista».

Sera la Justicia la que deba...
...dilucidar la veracidad completa de esa lista. Muchos podrán negar haber recibido un peso. Nadie firma recibos por la plata en negro. Otros dirán que los incluyeron para poder justificar erogaciones, quién sabe. Lo que es probable, es que la planilla tenga el detalle de los gastos «paralelos» de la Unidad Gobernador, y que se financiaban con retornos.
Llama la atención el nivel del detalle con que se anotaron los «gastos». Desde las partidas de un millón de pesos, hasta los gastos de 150 pesos. Se ve que hasta para robar hay que ser organizado.

Muy probablemente las sumas de un millón de pesos, de medio millón, no son sobresueldos. Pero otras cifras que figuran al lado de diversos nombres, probablemente lo sean. Muchas de las erogaciones coinciden con la fecha de la campaña del año pasado. Es decir, es probable que en esas planillas figuren los gastos «blue» para hacer política, tanto como la plata que algunos se llevaron al bolsillo, o la «lavaron» para ingresarla al circuito local.
La lista, es ahora la comidilla del pueblo. De los pueblos. Y es una mancha que costará sacar del palmarés chubutense. Es como haberse ido «a la B» de la política, o algo peor, porque sembraron el descenso de billetes, mientras la provincia se prendía fuego por las dificultades financieras que se sufren.

Por supuesto, y entre los rumores que dan vida a las redes aquí, hay que decir que no son pocos quienes afirman que la lista difundida no es la completa. Y hasta hablan de una lista «plus» con nombres muy pesados, que no están en la que se difundió. Hubo a la vez listas truchas, a todas luces falsas, destinadas a embarrar la cancha.

Atribulados y temerosos de ir presos...
...algunos empresarios han empezado a contar algunos aspectos oscuros del mecanismo de retornos. Y en verdad, funcionaba bien simple. Empresarios que tenían obras contratadas con la Provincia, y que tenían certificados al cobro, recibían el llamado del ex secretario privado Diego Correa, con las instrucciones. Tenían que enviar o llevar en persona el dinero del «retorno» para poder cobrar. En efectivo o en cheques. Algunos, y lo declararán en la Justicia, vieron los famosos bolsos y cajas de cartón en los que se guardaba el dinero.

Hubo algunos de los hombres de negocios, apremiados por cobrar y pagar sus propias obligaciones; sugerían pagar luego de cobrar el certificado. «No, traé la plata y cobrás, porque ésa ya la conocemos», les contestaban.
Luego, Correa «habilitaba» el pago a través del Ministerio de Economía y la Tesorería provincial. Quedará para la Justicia determinar cuál era la llave mágica que el secretario privado de un Das Neves convaleciente, utilizaba para liberar los pagos.

La condena social...
...ya es un hecho, que se vive en escraches de todo tipo. Algunos reales, otros imaginarios, otros más, producto de operaciones que se «plantan» en las redes sociales, y que algún que otro medio dio por buena. Es raro lo que ocurre en Chubut. Mientras en el mundo se discute por las «fake news» y los grandes medios y empresas huyen de las redes, especialmente de Facebook, aquí se devoran los posteos con una fruición que roza lo morboso. El efecto político es letal. Sobre todo, para el partido del gobierno -o supuestamente del gobierno- que es Chusoto. Fue en el corazón de su gobierno «cuando y donde» todo ocurrió.

Con testimonios a dos puntas: los que están presos, y la planilla que late en los teléfonos de los chubutenses, en medio de la indignación y la mofa. Para Chusoto será una tarea titánica ponerse de pie y «parar» un candidato propio el año que viene. Bastará que le hagan campaña negativa con las fotos de los allanamientos y los detenidos. Es cierto que ya los dieron por muertos muchas veces.

En 1991 cuando perdieron la Municipalidad, en 1999, con otras elecciones, en 2011 cuando Buzzi se fue al FPV y quedaron en el llano, y ahora con el Caso Correa. No es menos cierto que los dasnevistas son expertos en «resiliencia», es decir, en la capacidad de reponerse de golpes traumáticos. La diferencia es que ahora, Mario Das Neves no está como locomotora y paraguas protector. Correa y sus secuaces, los que robaron, y los que cobraron, dejaron al dasnevismo en la intemperie más dura.

Mientras el enojo contra...
...la clase política se reparte parejo, hay quienes -entre la dirigencia, incluso radicales o del peronismo- empiezan a observar con algún grado de inquietud la exposición del caso, y el modo en que han ocurrido los acontecimientos de la investigación. Filtración de escuchas, la famosa planillita, las detenciones con operativos muy promocionados, la «hiper comunicación» fiscal en las primeras semanas. «Hay un poco de circo, a nadie le gustaría caer bajo sospecha y que te den este tratamiento», reflexionó un dirigente de la oposición.

La Justicia, los fiscales, el juez de Garantías, los querellantes, los defensores, tendrán ahora una tarea enorme. Pero el común de la gente ya juzgó, y condenó. Se puede ver en los insultos callejeros, las pintadas, y las expresiones en las redes sociales. La cuenta de los que robaron, la pagará toda la política. Desde el que cobró un sobresueldo de 10.000 pesos hasta el que se llevó un millón de pesos por mes. No es el tamaño en sí de la corrupción. El problema es el origen negro del dinero.

En paralelo al caso Correa...
...y a la difusión de la lista, en el terreno político siguen ocurriendo cosas. En el Gobierno apuestan a que la mesa con presidentes de los partidos políticos y de los bloques de legisladores, arrojará un diálogo maduro y fructífero. Lo mismo que el comité de crisis al que han citado a diversos sindicatos, con el agregado de haber dejado afuera a dirigentes denunciados por los incidentes en que murió un policía, el comisario Néstor Chávez, de 48 años. Será una semana de diálogo muy intenso.

También con organizaciones profesionales de médicos y farmacéuticos. En el Gobierno juzgan que el problema más duro hoy, al inicio de la semana, es el nuevo corte de prestaciones a la obra social Seros. Para los empleados que aún no cobran los sueldos, estar encima sin obra social es el peor de los mundos.
El optimismo contrasta con 96 horas de huelga estatal y corte de los servicios de Seros.

En la agenda de dialogo...
...no figuran los intendentes, por ahora. Sin embargo, se han estado comunicando entre sí. Carlos Linares, Adrián Maderna y Ricardo Sastre comentaron un problema común. 
El Gobierno provincial no les envía aún el fondo de la soja que corresponde a los municipios. Anualmente, la suma es de 11 a 15 millones de pesos para cada uno. La preocupación es creciente, pero la verdad es que uno de los funcionarios del Ministerio de Economía se ha comunicado con los jefes comunales para pedirles «tiempo» y «aguante».

Mientras, los intendentes esperan que ahora sí, el nuevo proyecto que ingresó a la Legislatura para que las municipalidades puedan usar hasta el 50 % del bono provincial en gastos corrientes, sea aprobado en la Legislatura. Había alguna tensión con los radicales, porque parece que tendrían el mandato partidario de no acompañar. Algo extraño, en un momento de mucha necesidad de dinero de los municipios.

La foto de la semana

El control civil de las acciones penales es un avance de la democracia, tal como las audiencias de control de detención o los juicios por jurado. En la semana que pasó, se sumaron querellantes al Caso Correa. Diputados del FPV, la Oficina Anticorrupción, la Fiscalía de Estado, y una ONG, la Iniciativa Ciudadana, cuya participación motivó polémicas. Como sea, mucha gente accederá al expediente ahora. Habrá que ver si ello ayuda al avance de la investigación, porque todos podrán pedir medidas de prueba. Por lo pronto, la audiencia de ese día con los imputados como protagonistas, es nuestra foto de la semana.

La frazada corta de los fiscales, y el Caso Correa

Cuando los fiscales Omar Rodríguez y Alex Williams comenzaron a revisar la documentación de aquel «sobre bomba» que una secretaria dejó en las escalinatas de la Legislatura, ya advirtieron que había algo más que maniobras con sobreprecios. La gran cantidad de CD con escuchas telefónicas revelaron la existencia de una asociación ilícita de la que -están convencidos- Diego Correa era el líder. Pero ese era sólo el comienzo de una serie de descubrimientos judiciales, de los que hoy ya nadie cree sean los únicos que derivarán en nuevas investigaciones.

El cúmulo de documentación, listados con asientos contables caseros (pero extremadamente prolijos y detallados), ya provocaron la condena social para muchos que enterraron su futuro político bajo sospechas más pesadas que una lápida. Claro que aún se está en una etapa de investigación y restan todavía cinco meses para que el Ministerio Público Fiscal culmine su tarea de recolección de pruebas para formular su acusación. Después llegará el tiempo de demostrar lo sostenido hasta el momento y todo lo que aún falta destapar.

La sociedad crece en indignación y debe ser consciente que nada quedará resuelto en poco tiempo. La contundencia de los hechos motivó que el juez Sergio Piñeda primero, y otros dos magistrados después durante las apelaciones, no dudasen un ápice en dictar seis meses de preventiva para cada uno de los detenidos. Pero será titánica la tarea de los fiscales que ahora son aplaudidos hasta cuando llevan sus hijos al colegio. Por eso, el Procurador Jorge Miquelarena decidió el refuerzo de los doctores Marco Nápoli, de Trelew, y Héctor Iturrioz, de Comodoro, para deshilar con mayor precisión las derivaciones de la ya más que difundida planilla Excel que detallaba el aporte de constructoras a la «caja negra de la política» y el posterior reparto según rangos, compromisos y hasta para gastos domésticos como el gel para la caída del cabello de Diego Correa.

Pero el plantel de fiscales no es precisamente el suficiente para atender casos complejos. Cuando Williams y Rodríguez se pusieron al frente del equipo especial para causas de corrupción en el Estado, tuvieron que derivar las investigaciones que tenían a su cargo a otros colegas. Ahora, lo mismo se está haciendo con las causas de Nápoli e Iturrioz. Un poco de ayuda para unos, pero recarga para otros. La ecuación es simple y es lo que hay. Como también son pocos los recursos materiales para una investigación vinculada a quienes se llevaron varios millones del erario público. Resulta una paradoja, pero ante todo es la demostración de sólo una de las consecuencias de la crisis y, como dijo el fin de semana el radical Gustavo Menna, «es inevitable vincular la situación calamitosa de Chubut con los casos de corrupción que se investigan».

Lo cierto es que estos fiscales tienen un plazo que corre y deben concentrarse ahora en demostrar la existencia de una asociación ilícita y vincular a cada uno de los siete detenidos que tiene la causa. Luego vendrá el tiempo de formular la acusación para llegar a un juicio y podríamos estar dos años alrededor sólo de intentar demostrar esos hechos. Todavía resta conocer el avance de la causa de los sobreprecios durante la emergencia climática, hubo derivaciones como los «retornos» de la obra pública y el reparto de la «caja negra». Por lo tanto, la sociedad deberá bajar el nivel de ansiedad y los funcionarios del Ministerio Público Fiscal no acostumbrarse al sonido de los aplausos, que se irán diluyendo a medida que transcurran los tiempos judiciales que suelen no ir al paso de los deseos de justicia de los ciudadanos.

El extraño robo a Cimadevilla

El robo domiciliario al ex senador y ex secretario de Estado de la Unidad AMIA, Mario Cimadevilla, tiene todo el aspecto de haber sido un golpe comando que poco tendría que ver con la inseguridad.
Cimadevilla -de momento- se ha cuidado respecto de las teorías que pudieron motivar el golpe. Pero entiende que tiene que ver con su actividad política. La suposición se basa en datos.

Los cuatro delincuentes encapuchados y armados que ingresaron a su patio a través de un baldío, pedían «la documentación de trabajo» a la empleada del domicilio. Rompieron una computadora, desarmaron una notebook para retirar el disco rígido y una plaqueta, omitieron llevarse un celular Samsung S8 de alta gama y un teléfono satelital que Cimadevilla usa en el campo.

Revolvieron todo tipo de sobre con papeles, y finalmente, le preguntaron a la empleada doméstica por el domicilio del ex senador en Playa Unión, y por el de su ex esposa.
En verdad, un caso inquietante. Sobre todo, porque no hay en Trelew bandas que operen del modo en que lo hicieron en la casa de Cimadevilla en la calle Marconi. Y porque las preguntas y la búsqueda de los delincuentes, estaba orientada a «documentación».

Las sospechas son variadas. Lo que es seguro, es que el caso no es un robo al voleo más. Hay algo muy oscuro, que la Justicia deberá investigar.
Por lo pronto, la policía dejo vigilancia en el domicilio.
El golpe tendrá secuelas políticas. Al cierre de esta edición, ningún funcionario nacional de los que trabajaron hasta hace poco con Cimadevilla se habían puesto en contacto para interiorizarse del caso. Y se sabe que anoche el gobernador Arcioni pidió un informe completo del caso.

... Se dice que

...Adrián López se repone de una operación a la que tuvo que ser sometido. Por eso tampoco estará presidiendo la próxima sesión de la Legislatura.

...el Vicepresidente Primero de la Cámara no estuvo presente en los últimos y complicados días en la Legislatura y tampoco al frente del partido Chubut Somos Todos. Pero sumado a un inconveniente de salud, el ex intendente de Rawson ya tenía decidido desde hace algún tiempo comenzar a alejarse de la vida política activa.

...la familia Das Neves no sólo está ocupada de mantener Chusoto con vida. Mario Das Neves le había iniciado tiempo atrás una demanda civil por daños al ex procurador Eduardo Samamé. Los herederos siguieron el juicio, y tiene esperanzas de ganarlo.

...no es la única demanda. Pablo y Mariví estudian iniciarles acciones civiles también a Mario Cimadevilla y al presidente de la UCR César Herrera, por declaraciones que hicieron en el Caso Correa. «Van a tener que sostener con la billetera lo que digan con la lengua», dicen en el dasnevismo.

...la señora que llevó el famoso «sobre bomba» repleto de documentación a la Legislatura, sería noticia nuevamente. Alguien desenterró un expediente del Ministerio de la Familia, donde trabajaba, adscribiéndola a la Oficina Judicial de Trelew, que depende del Superior Tribunal de Justicia de Chubut. La adscripción estaría en trámite.

...el caso Correa, que salpica especialmente a Chusoto, hizo que varios recordasen la causa de las escuchas de Comodoro Rivadavia, que le pega de lleno al FPV. El diputado Manuel Pagliaroni pediría esta semana informes al MPF, para conocer si hay avances en el caso.

...el encuentro de Chusoto pudo haber dejado algún sabor a poco entre dirigentes, aunque los organizadores dicen que era «para los militantes».

...se notó las ausencias de Ricardo Sastre, Máximo Pérez Catán, Mariano García Aranibar, o la ministra Leticia Huichaqueo.

...uno de los más duros fue el diputado Mario Mansilla. Dijo que el gobierno de Arcioni no era la continuidad de Das Neves y que habría que empezar a tomar distancia.

...los próximos encuentros serán directamente con la militancia y a «agenda abierta», tal como hacía Das Neves desde el llano, en 2012, luego de haber sido abandonado por Buzzi y Gustavo Mac Karthy.

...a los intendentes no les cabe un alfiler, del susto que tienen por la situación social y política. El horno no está para bollos. Hubo reuniones en la que dirigentes sindicales y el gerente local de Sedamil, la textil más importante del parque, le habrían anunciado a Adrián Maderna el inminente ingreso a concurso de acreedores.

...el gobernador Arcioni tendrá algo de agenda hoy en Buenos Aires. Recibiría 30 millones de pesos para algunas iniciativas del Consejo Federal de Inversiones. Y se reunirá con el ministro Jorge Triaca. Hay pendiente aún algunas soluciones para despedidos de la firma Guilford.


 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

Diario EL CHUBUT no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Comentarios

De puño y letra

(Por Renato de la Cruz) - La lista venenosa: La difusión, la condena social, el escrache permanente, las consecuencias políticas y empresarias de la causa más escandalosa de la institucionalidad chubutense. Intendentes preocupados por la plata.

Foto de la Semana.

Es cierto que nadie...
...ha salido a «apadrinar» la famosa lista de Excel que circula en redes sociales desde la semana pasada y que salta de un teléfono a otro a través de WhatsApp. Pero no es menos verdadero que nadie descree de su contenido. Es decir, hay una porción importante de la población, de la gente común, de la clase política y empresarial, del periodismo, dispuestos a creer que la famosa planilla -secuestrada en uno de los domicilios allanados en el Caso Correa- es real y concreta. Desde los gastos en productos para el cabello, las empanadas, los asados, y las gotitas para los ojos; hasta los supuestos sobresueldos de seis cifras para varios funcionarios -aún actuales- tanto como las cifras millonarias que aparecen adjudicadas a algunas personas.

¿Pagarán justos por pecadores? ¿Faltan nombres y empresas en las planillas que están circulando?
Los fiscales se niegan a darla por buena en público, por una razón bien simple. Cuando la planilla de Excel de Diego Correa comenzó a circular por todas partes, al expediente sólo tenían acceso el Ministerio Público Fiscal (los fiscales) y la defensa de los imputados. Es decir, si hubo una filtración, fue del MPF. En medio de las presiones de un caso difícil, fue el procurador Jorge Miquelarena quien el viernes admitió que parte de la información de esa lista había sido corroborada.

Esa «media confirmación» fue suficiente para darle a la planillita la veracidad de los hechos consumados, lo que representa un problema enorme, porque salpica a muchísima gente. Ex funcionarios, funcionarios, parte del círculo íntimo del dasnevismo tanto como del actual gobierno, algún legislador prominente, empresarios, industriales, algún representante de un medio, periodistas, pero -por sobre todo- lo que sería el circuito del dinero negro de la política. De la obra pública, para decirlo con claridad. Y de la famosa «Patria Contratista».

Sera la Justicia la que deba...
...dilucidar la veracidad completa de esa lista. Muchos podrán negar haber recibido un peso. Nadie firma recibos por la plata en negro. Otros dirán que los incluyeron para poder justificar erogaciones, quién sabe. Lo que es probable, es que la planilla tenga el detalle de los gastos «paralelos» de la Unidad Gobernador, y que se financiaban con retornos.
Llama la atención el nivel del detalle con que se anotaron los «gastos». Desde las partidas de un millón de pesos, hasta los gastos de 150 pesos. Se ve que hasta para robar hay que ser organizado.

Muy probablemente las sumas de un millón de pesos, de medio millón, no son sobresueldos. Pero otras cifras que figuran al lado de diversos nombres, probablemente lo sean. Muchas de las erogaciones coinciden con la fecha de la campaña del año pasado. Es decir, es probable que en esas planillas figuren los gastos «blue» para hacer política, tanto como la plata que algunos se llevaron al bolsillo, o la «lavaron» para ingresarla al circuito local.
La lista, es ahora la comidilla del pueblo. De los pueblos. Y es una mancha que costará sacar del palmarés chubutense. Es como haberse ido «a la B» de la política, o algo peor, porque sembraron el descenso de billetes, mientras la provincia se prendía fuego por las dificultades financieras que se sufren.

Por supuesto, y entre los rumores que dan vida a las redes aquí, hay que decir que no son pocos quienes afirman que la lista difundida no es la completa. Y hasta hablan de una lista «plus» con nombres muy pesados, que no están en la que se difundió. Hubo a la vez listas truchas, a todas luces falsas, destinadas a embarrar la cancha.

Atribulados y temerosos de ir presos...
...algunos empresarios han empezado a contar algunos aspectos oscuros del mecanismo de retornos. Y en verdad, funcionaba bien simple. Empresarios que tenían obras contratadas con la Provincia, y que tenían certificados al cobro, recibían el llamado del ex secretario privado Diego Correa, con las instrucciones. Tenían que enviar o llevar en persona el dinero del «retorno» para poder cobrar. En efectivo o en cheques. Algunos, y lo declararán en la Justicia, vieron los famosos bolsos y cajas de cartón en los que se guardaba el dinero.

Hubo algunos de los hombres de negocios, apremiados por cobrar y pagar sus propias obligaciones; sugerían pagar luego de cobrar el certificado. «No, traé la plata y cobrás, porque ésa ya la conocemos», les contestaban.
Luego, Correa «habilitaba» el pago a través del Ministerio de Economía y la Tesorería provincial. Quedará para la Justicia determinar cuál era la llave mágica que el secretario privado de un Das Neves convaleciente, utilizaba para liberar los pagos.

La condena social...
...ya es un hecho, que se vive en escraches de todo tipo. Algunos reales, otros imaginarios, otros más, producto de operaciones que se «plantan» en las redes sociales, y que algún que otro medio dio por buena. Es raro lo que ocurre en Chubut. Mientras en el mundo se discute por las «fake news» y los grandes medios y empresas huyen de las redes, especialmente de Facebook, aquí se devoran los posteos con una fruición que roza lo morboso. El efecto político es letal. Sobre todo, para el partido del gobierno -o supuestamente del gobierno- que es Chusoto. Fue en el corazón de su gobierno «cuando y donde» todo ocurrió.

Con testimonios a dos puntas: los que están presos, y la planilla que late en los teléfonos de los chubutenses, en medio de la indignación y la mofa. Para Chusoto será una tarea titánica ponerse de pie y «parar» un candidato propio el año que viene. Bastará que le hagan campaña negativa con las fotos de los allanamientos y los detenidos. Es cierto que ya los dieron por muertos muchas veces.

En 1991 cuando perdieron la Municipalidad, en 1999, con otras elecciones, en 2011 cuando Buzzi se fue al FPV y quedaron en el llano, y ahora con el Caso Correa. No es menos cierto que los dasnevistas son expertos en «resiliencia», es decir, en la capacidad de reponerse de golpes traumáticos. La diferencia es que ahora, Mario Das Neves no está como locomotora y paraguas protector. Correa y sus secuaces, los que robaron, y los que cobraron, dejaron al dasnevismo en la intemperie más dura.

Mientras el enojo contra...
...la clase política se reparte parejo, hay quienes -entre la dirigencia, incluso radicales o del peronismo- empiezan a observar con algún grado de inquietud la exposición del caso, y el modo en que han ocurrido los acontecimientos de la investigación. Filtración de escuchas, la famosa planillita, las detenciones con operativos muy promocionados, la «hiper comunicación» fiscal en las primeras semanas. «Hay un poco de circo, a nadie le gustaría caer bajo sospecha y que te den este tratamiento», reflexionó un dirigente de la oposición.

La Justicia, los fiscales, el juez de Garantías, los querellantes, los defensores, tendrán ahora una tarea enorme. Pero el común de la gente ya juzgó, y condenó. Se puede ver en los insultos callejeros, las pintadas, y las expresiones en las redes sociales. La cuenta de los que robaron, la pagará toda la política. Desde el que cobró un sobresueldo de 10.000 pesos hasta el que se llevó un millón de pesos por mes. No es el tamaño en sí de la corrupción. El problema es el origen negro del dinero.

En paralelo al caso Correa...
...y a la difusión de la lista, en el terreno político siguen ocurriendo cosas. En el Gobierno apuestan a que la mesa con presidentes de los partidos políticos y de los bloques de legisladores, arrojará un diálogo maduro y fructífero. Lo mismo que el comité de crisis al que han citado a diversos sindicatos, con el agregado de haber dejado afuera a dirigentes denunciados por los incidentes en que murió un policía, el comisario Néstor Chávez, de 48 años. Será una semana de diálogo muy intenso.

También con organizaciones profesionales de médicos y farmacéuticos. En el Gobierno juzgan que el problema más duro hoy, al inicio de la semana, es el nuevo corte de prestaciones a la obra social Seros. Para los empleados que aún no cobran los sueldos, estar encima sin obra social es el peor de los mundos.
El optimismo contrasta con 96 horas de huelga estatal y corte de los servicios de Seros.

En la agenda de dialogo...
...no figuran los intendentes, por ahora. Sin embargo, se han estado comunicando entre sí. Carlos Linares, Adrián Maderna y Ricardo Sastre comentaron un problema común. 
El Gobierno provincial no les envía aún el fondo de la soja que corresponde a los municipios. Anualmente, la suma es de 11 a 15 millones de pesos para cada uno. La preocupación es creciente, pero la verdad es que uno de los funcionarios del Ministerio de Economía se ha comunicado con los jefes comunales para pedirles «tiempo» y «aguante».

Mientras, los intendentes esperan que ahora sí, el nuevo proyecto que ingresó a la Legislatura para que las municipalidades puedan usar hasta el 50 % del bono provincial en gastos corrientes, sea aprobado en la Legislatura. Había alguna tensión con los radicales, porque parece que tendrían el mandato partidario de no acompañar. Algo extraño, en un momento de mucha necesidad de dinero de los municipios.

La foto de la semana

El control civil de las acciones penales es un avance de la democracia, tal como las audiencias de control de detención o los juicios por jurado. En la semana que pasó, se sumaron querellantes al Caso Correa. Diputados del FPV, la Oficina Anticorrupción, la Fiscalía de Estado, y una ONG, la Iniciativa Ciudadana, cuya participación motivó polémicas. Como sea, mucha gente accederá al expediente ahora. Habrá que ver si ello ayuda al avance de la investigación, porque todos podrán pedir medidas de prueba. Por lo pronto, la audiencia de ese día con los imputados como protagonistas, es nuestra foto de la semana.

La frazada corta de los fiscales, y el Caso Correa

Cuando los fiscales Omar Rodríguez y Alex Williams comenzaron a revisar la documentación de aquel «sobre bomba» que una secretaria dejó en las escalinatas de la Legislatura, ya advirtieron que había algo más que maniobras con sobreprecios. La gran cantidad de CD con escuchas telefónicas revelaron la existencia de una asociación ilícita de la que -están convencidos- Diego Correa era el líder. Pero ese era sólo el comienzo de una serie de descubrimientos judiciales, de los que hoy ya nadie cree sean los únicos que derivarán en nuevas investigaciones.

El cúmulo de documentación, listados con asientos contables caseros (pero extremadamente prolijos y detallados), ya provocaron la condena social para muchos que enterraron su futuro político bajo sospechas más pesadas que una lápida. Claro que aún se está en una etapa de investigación y restan todavía cinco meses para que el Ministerio Público Fiscal culmine su tarea de recolección de pruebas para formular su acusación. Después llegará el tiempo de demostrar lo sostenido hasta el momento y todo lo que aún falta destapar.

La sociedad crece en indignación y debe ser consciente que nada quedará resuelto en poco tiempo. La contundencia de los hechos motivó que el juez Sergio Piñeda primero, y otros dos magistrados después durante las apelaciones, no dudasen un ápice en dictar seis meses de preventiva para cada uno de los detenidos. Pero será titánica la tarea de los fiscales que ahora son aplaudidos hasta cuando llevan sus hijos al colegio. Por eso, el Procurador Jorge Miquelarena decidió el refuerzo de los doctores Marco Nápoli, de Trelew, y Héctor Iturrioz, de Comodoro, para deshilar con mayor precisión las derivaciones de la ya más que difundida planilla Excel que detallaba el aporte de constructoras a la «caja negra de la política» y el posterior reparto según rangos, compromisos y hasta para gastos domésticos como el gel para la caída del cabello de Diego Correa.

Pero el plantel de fiscales no es precisamente el suficiente para atender casos complejos. Cuando Williams y Rodríguez se pusieron al frente del equipo especial para causas de corrupción en el Estado, tuvieron que derivar las investigaciones que tenían a su cargo a otros colegas. Ahora, lo mismo se está haciendo con las causas de Nápoli e Iturrioz. Un poco de ayuda para unos, pero recarga para otros. La ecuación es simple y es lo que hay. Como también son pocos los recursos materiales para una investigación vinculada a quienes se llevaron varios millones del erario público. Resulta una paradoja, pero ante todo es la demostración de sólo una de las consecuencias de la crisis y, como dijo el fin de semana el radical Gustavo Menna, «es inevitable vincular la situación calamitosa de Chubut con los casos de corrupción que se investigan».

Lo cierto es que estos fiscales tienen un plazo que corre y deben concentrarse ahora en demostrar la existencia de una asociación ilícita y vincular a cada uno de los siete detenidos que tiene la causa. Luego vendrá el tiempo de formular la acusación para llegar a un juicio y podríamos estar dos años alrededor sólo de intentar demostrar esos hechos. Todavía resta conocer el avance de la causa de los sobreprecios durante la emergencia climática, hubo derivaciones como los «retornos» de la obra pública y el reparto de la «caja negra». Por lo tanto, la sociedad deberá bajar el nivel de ansiedad y los funcionarios del Ministerio Público Fiscal no acostumbrarse al sonido de los aplausos, que se irán diluyendo a medida que transcurran los tiempos judiciales que suelen no ir al paso de los deseos de justicia de los ciudadanos.

El extraño robo a Cimadevilla

El robo domiciliario al ex senador y ex secretario de Estado de la Unidad AMIA, Mario Cimadevilla, tiene todo el aspecto de haber sido un golpe comando que poco tendría que ver con la inseguridad.
Cimadevilla -de momento- se ha cuidado respecto de las teorías que pudieron motivar el golpe. Pero entiende que tiene que ver con su actividad política. La suposición se basa en datos.

Los cuatro delincuentes encapuchados y armados que ingresaron a su patio a través de un baldío, pedían «la documentación de trabajo» a la empleada del domicilio. Rompieron una computadora, desarmaron una notebook para retirar el disco rígido y una plaqueta, omitieron llevarse un celular Samsung S8 de alta gama y un teléfono satelital que Cimadevilla usa en el campo.

Revolvieron todo tipo de sobre con papeles, y finalmente, le preguntaron a la empleada doméstica por el domicilio del ex senador en Playa Unión, y por el de su ex esposa.
En verdad, un caso inquietante. Sobre todo, porque no hay en Trelew bandas que operen del modo en que lo hicieron en la casa de Cimadevilla en la calle Marconi. Y porque las preguntas y la búsqueda de los delincuentes, estaba orientada a «documentación».

Las sospechas son variadas. Lo que es seguro, es que el caso no es un robo al voleo más. Hay algo muy oscuro, que la Justicia deberá investigar.
Por lo pronto, la policía dejo vigilancia en el domicilio.
El golpe tendrá secuelas políticas. Al cierre de esta edición, ningún funcionario nacional de los que trabajaron hasta hace poco con Cimadevilla se habían puesto en contacto para interiorizarse del caso. Y se sabe que anoche el gobernador Arcioni pidió un informe completo del caso.

... Se dice que

...Adrián López se repone de una operación a la que tuvo que ser sometido. Por eso tampoco estará presidiendo la próxima sesión de la Legislatura.

...el Vicepresidente Primero de la Cámara no estuvo presente en los últimos y complicados días en la Legislatura y tampoco al frente del partido Chubut Somos Todos. Pero sumado a un inconveniente de salud, el ex intendente de Rawson ya tenía decidido desde hace algún tiempo comenzar a alejarse de la vida política activa.

...la familia Das Neves no sólo está ocupada de mantener Chusoto con vida. Mario Das Neves le había iniciado tiempo atrás una demanda civil por daños al ex procurador Eduardo Samamé. Los herederos siguieron el juicio, y tiene esperanzas de ganarlo.

...no es la única demanda. Pablo y Mariví estudian iniciarles acciones civiles también a Mario Cimadevilla y al presidente de la UCR César Herrera, por declaraciones que hicieron en el Caso Correa. «Van a tener que sostener con la billetera lo que digan con la lengua», dicen en el dasnevismo.

...la señora que llevó el famoso «sobre bomba» repleto de documentación a la Legislatura, sería noticia nuevamente. Alguien desenterró un expediente del Ministerio de la Familia, donde trabajaba, adscribiéndola a la Oficina Judicial de Trelew, que depende del Superior Tribunal de Justicia de Chubut. La adscripción estaría en trámite.

...el caso Correa, que salpica especialmente a Chusoto, hizo que varios recordasen la causa de las escuchas de Comodoro Rivadavia, que le pega de lleno al FPV. El diputado Manuel Pagliaroni pediría esta semana informes al MPF, para conocer si hay avances en el caso.

...el encuentro de Chusoto pudo haber dejado algún sabor a poco entre dirigentes, aunque los organizadores dicen que era «para los militantes».

...se notó las ausencias de Ricardo Sastre, Máximo Pérez Catán, Mariano García Aranibar, o la ministra Leticia Huichaqueo.

...uno de los más duros fue el diputado Mario Mansilla. Dijo que el gobierno de Arcioni no era la continuidad de Das Neves y que habría que empezar a tomar distancia.

...los próximos encuentros serán directamente con la militancia y a «agenda abierta», tal como hacía Das Neves desde el llano, en 2012, luego de haber sido abandonado por Buzzi y Gustavo Mac Karthy.

...a los intendentes no les cabe un alfiler, del susto que tienen por la situación social y política. El horno no está para bollos. Hubo reuniones en la que dirigentes sindicales y el gerente local de Sedamil, la textil más importante del parque, le habrían anunciado a Adrián Maderna el inminente ingreso a concurso de acreedores.

...el gobernador Arcioni tendrá algo de agenda hoy en Buenos Aires. Recibiría 30 millones de pesos para algunas iniciativas del Consejo Federal de Inversiones. Y se reunirá con el ministro Jorge Triaca. Hay pendiente aún algunas soluciones para despedidos de la firma Guilford.


 

Conectar
Crear cuenta