MENÚ
Cargando...

Sin renegociación el déficit sería de 22 mil millones, pero si hay acuerdo bajaría a 7 mil millones de pesos

Es lo proyectado por Economía para 2021. La justicialista Baskovc planteó que se requieren medidas paralelas al reperfilamiento para la recuperación económica. El radical Pagliaroni dijo que si el oficialismo estuviera unido no hubiese necesitado de la oposición para aprobar la Ley. 

Por REDACCIÓN CHUBUT

«El Gobierno ahora tiene la herramienta para sentarse a negociar con los bonistas. Y tiene que trabajar de la mano de la unidad de sostenibilidad de la deuda de Nación, porque parte de esos bonistas son los mismos que tiene Chubut», señaló ayer la diputada provincial Belén Baskovc. La legisladora justicialista compartió con su par del radicalismo, Manuel Pagliaroni, una entrevista en el programa A Primera Hora de FM EL CHUBUT. Ambos coincidieron en que la necesidad que tiene el Gobierno de contar con un plan económico que sirva, junto con el reperfilamiento, para ordenar las cuentas del Estado. 

Pero también se hizo especial hincapié en los consensos acordados. No sólo para aprobar la Ley que abre el Gobierno la posibilidad de negociar con los bonistas, sino que además «se creó la Comisión de Seguimiento integrada íntegramente por diputados, y se acordó con el ministro Oscar Antonena, que mostró predisposición para trabajar en conjunto», destacó Baskovc. 

Por su parte, Pagliaroni resaltó que «si el oficialismo hubiera estado alineado, lo podría haber aprobado (al proyecto de Ley) el primer día y sin modificaciones. Pero necesitó de la oposición y exigimos determinados cambios que se concretaron». Por eso también, consideró el diputado que «el trabajo de la oposición fue sumamente responsable» y ahora «el Gobernador no le puede sacar beneficio político» a la aprobación del proyecto.

Aludiendo a Ricardo Sastre y Adrián Maderna, el diputado apuntó que, «con sus dos principales socios, el Gobernador tiene mala relación. Arcioni tiene la suerte de tener una oposición responsable».
 
DESFASAJE DE 2.500 MILLONES POR MES

«Reclamamos un plan económico», insistió Baskovc, al tiempo que pidió «coherencia en la línea discursiva de los ministros». Y tomó como ejemplo el informe enviado por Antonena a Legislatura, donde «nos explica que hay un desfasaje de 2.500 millones por mes sólo para pagar sueldos», pero «por otro lado otros envían proyectos con buenos objetivos, pero que aumentan la planta de personal del Estado». 

Y aún logrando un acuerdo con los bonistas, la Provincia «se haría de 800 o mil millones» que no les descontarían de regalías, pero «claramente los números no dan, por eso hay que tomar medidas», remarcó la diputada del Frente de Todos. 

Pagliaroni arrojó algunas cifras explicativas y planteó que el reperfilamiento es el primer paso, porque «en caso que no se logre un acuerdo, no habría dos masas salariales atrasadas sino cuatro o cinco». En concreto, «si el Estado destina 100% de sus ingresos a salarios, y encima lo paga tarde, difícilmente pueda invertir en otras cosas». 

Tomando los informes del propio Ministerio de Economía, «el Gobierno tenía un déficit estimado sin reestructuración a 2021, de 22 mil millones; sin reestructuración, de casi 7 mil millones. Y eso en la medida que no se incremente el gasto público», expuso el diputado radical, señalado además que «el sector sindical también debe tener una comprensión de lo que está sucediendo en la provincia». 

PAGO DE COMISIONES

Pagliaroni y Baskovc repasaron que las últimas tasas de interés que se pagaron en 2016 rondaron el 7,66%, y los gastos fueron cercanos al 0,66%. «En este caso van a ser menores al 0,40%, porque esto también fue parte de las negociaciones y desde la oposición exigimos que se incorporara en la Ley», repasó el diputado del bloque de Juntos por el Cambio. Del mismo modo también se dejó especificado que no se incorporara como garantía la coparticipación federal de impuestos, que la incluía el proyecto original. 

«Se van a pagar alrededor de 2 millones de dólares de gastos de los trabajos técnicos que se hagan en la renegociación, de una deuda que es de más de 650 millones de dólares», repasó Pagliaroni.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

Diario EL CHUBUT no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Comentarios

Sin renegociación el déficit sería de 22 mil millones, pero si hay acuerdo bajaría a 7 mil millones de pesos

Es lo proyectado por Economía para 2021. La justicialista Baskovc planteó que se requieren medidas paralelas al reperfilamiento para la recuperación económica. El radical Pagliaroni dijo que si el oficialismo estuviera unido no hubiese necesitado de la oposición para aprobar la Ley. 

«El Gobierno ahora tiene la herramienta para sentarse a negociar con los bonistas. Y tiene que trabajar de la mano de la unidad de sostenibilidad de la deuda de Nación, porque parte de esos bonistas son los mismos que tiene Chubut», señaló ayer la diputada provincial Belén Baskovc. La legisladora justicialista compartió con su par del radicalismo, Manuel Pagliaroni, una entrevista en el programa A Primera Hora de FM EL CHUBUT. Ambos coincidieron en que la necesidad que tiene el Gobierno de contar con un plan económico que sirva, junto con el reperfilamiento, para ordenar las cuentas del Estado. 

Pero también se hizo especial hincapié en los consensos acordados. No sólo para aprobar la Ley que abre el Gobierno la posibilidad de negociar con los bonistas, sino que además «se creó la Comisión de Seguimiento integrada íntegramente por diputados, y se acordó con el ministro Oscar Antonena, que mostró predisposición para trabajar en conjunto», destacó Baskovc. 

Por su parte, Pagliaroni resaltó que «si el oficialismo hubiera estado alineado, lo podría haber aprobado (al proyecto de Ley) el primer día y sin modificaciones. Pero necesitó de la oposición y exigimos determinados cambios que se concretaron». Por eso también, consideró el diputado que «el trabajo de la oposición fue sumamente responsable» y ahora «el Gobernador no le puede sacar beneficio político» a la aprobación del proyecto.

Aludiendo a Ricardo Sastre y Adrián Maderna, el diputado apuntó que, «con sus dos principales socios, el Gobernador tiene mala relación. Arcioni tiene la suerte de tener una oposición responsable».
 
DESFASAJE DE 2.500 MILLONES POR MES

«Reclamamos un plan económico», insistió Baskovc, al tiempo que pidió «coherencia en la línea discursiva de los ministros». Y tomó como ejemplo el informe enviado por Antonena a Legislatura, donde «nos explica que hay un desfasaje de 2.500 millones por mes sólo para pagar sueldos», pero «por otro lado otros envían proyectos con buenos objetivos, pero que aumentan la planta de personal del Estado». 

Y aún logrando un acuerdo con los bonistas, la Provincia «se haría de 800 o mil millones» que no les descontarían de regalías, pero «claramente los números no dan, por eso hay que tomar medidas», remarcó la diputada del Frente de Todos. 

Pagliaroni arrojó algunas cifras explicativas y planteó que el reperfilamiento es el primer paso, porque «en caso que no se logre un acuerdo, no habría dos masas salariales atrasadas sino cuatro o cinco». En concreto, «si el Estado destina 100% de sus ingresos a salarios, y encima lo paga tarde, difícilmente pueda invertir en otras cosas». 

Tomando los informes del propio Ministerio de Economía, «el Gobierno tenía un déficit estimado sin reestructuración a 2021, de 22 mil millones; sin reestructuración, de casi 7 mil millones. Y eso en la medida que no se incremente el gasto público», expuso el diputado radical, señalado además que «el sector sindical también debe tener una comprensión de lo que está sucediendo en la provincia». 

PAGO DE COMISIONES

Pagliaroni y Baskovc repasaron que las últimas tasas de interés que se pagaron en 2016 rondaron el 7,66%, y los gastos fueron cercanos al 0,66%. «En este caso van a ser menores al 0,40%, porque esto también fue parte de las negociaciones y desde la oposición exigimos que se incorporara en la Ley», repasó el diputado del bloque de Juntos por el Cambio. Del mismo modo también se dejó especificado que no se incorporara como garantía la coparticipación federal de impuestos, que la incluía el proyecto original. 

«Se van a pagar alrededor de 2 millones de dólares de gastos de los trabajos técnicos que se hagan en la renegociación, de una deuda que es de más de 650 millones de dólares», repasó Pagliaroni.

Conectar
Crear cuenta