elchubut.com.ar
Amaya dijo que las viviendas sociales «no deben ser utilizadas como bastión político»
MENÚ
Cargando...

Amaya dijo que las viviendas sociales «no deben ser utilizadas como bastión político»

El secretario de Vivienda y Hábitat de la Nación, Domingo Amaya, afirmó que las viviendas sociales «no deben ser utilizadas como bastión político», y por eso el gobierno de Mauricio Macri implementó un «sistema que garantiza la transparencia» de las adjudicaciones. «La plata está y se pagan certificados en tiempo y forma para que nada se atrase», remarcó. 

Por REDACCIÓN CHUBUT


En su visita a diario EL CHUBUT, Amaya hizo hincapié en que el dinero del Fonavi «debe ser volcado a las viviendas sociales», y puntualizó que Nación lleva pagados más de 500 millones de pesos a la provincia para brindar soluciones habitacionales. El funcionario marcó diferencias entre «los favores de los políticos» y la «responsabilidad del Estado» de brindar una vivienda digna a las personas. 
En este sentido, subrayó la importancia de que la Provincia «vuelque el dinero a los Fonavi», que son fondos destinados a las provincias por ley para viviendas. Explicó que el presidente Mauricio Macri implementó una clara política de hábitat «para llegar a los sectores más vulnerables». Aseguró que al igual que otras provincias, «queremos que Chubut también se sume al cambio».
Amaya estuvo acompañado por los referentes locales de Cambiemos, Daniel Laudonio del PRO, el radical Damián Biss y el funcionario nacional Marcelo Cano, quienes están delineando la campaña de las legislativas de octubre. Posteriormente, recorrió los barrios de Trelew, Madryn y Rawson, junto con el candidato a diputado Gustavo Menna.

REGLAS DE TRANSPARENCIA
En tanto, Amaya explicó cuáles son las nuevas reglas que fijó el Gobierno Nacional para garantizar que las viviendas vayan a los sectores de la población que realmente lo necesitan y no se desvirtúe este derecho. Por eso indicó que el IPV en Chubut al igual que en otras provincias, tiene que abrir una página web para que los interesados se anoten. «Vamos a exigir que se abra la página web para todos, que no haya compromisos adelantados con ningún sector, ni gremios ni asociaciones, para que la gente que lo necesita tenga su vivienda.
El funcionario ratificó que las licitaciones están a cargo de la Provincia y los municipios, mientras que la Nación monitorea que los adjudicatarios califiquen según sus necesidades habitacionales. 
En cuanto a las inversiones, Amaya precisó que en 2015 el gobierno de Mauricio Macri bajó a Chubut más de 269 millones de pesos; en 2016 la cifra ascendió a 341 millones de pesos y en la primera mitad de este año llevan invertidos más de 318, con proyección de superar los 400 millones a fin de año.

REACTIVACIONES
Por otro lado, Amaya explicó que cuando asumió el presidente Mauricio Macri se encontró con 60 mil viviendas sociales paradas en todo el país, que debieron reactivar, y al día de hoy están ejecutando un total de entre 80 y 100 mil. De igual forma, marcó que había un total de 28 mil viviendas Procrear paradas, que hoy se están construyendo dentro de la franja de los sectores medios.
También el funcionario nacional se refirió a las irregularidades que encontraron con la entregas de viviendas en diversos puntos del país, que debieron corregir. «Muchos gobiernos por quedar bien con sectores de la sociedad hacían convenios con gremios, y esas personas quizá sí podían pagar una cuota para tener su casa», explicó Amaya. Por citar un ejemplo, indicó que hubo lugares en el país donde se identificó que más de un millón de familias no tenían los títulos de sus casas.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

Diario EL CHUBUT no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Comentarios

Amaya dijo que las viviendas sociales «no deben ser utilizadas como bastión político»

El secretario de Vivienda y Hábitat de la Nación, Domingo Amaya, afirmó que las viviendas sociales «no deben ser utilizadas como bastión político», y por eso el gobierno de Mauricio Macri implementó un «sistema que garantiza la transparencia» de las adjudicaciones. «La plata está y se pagan certificados en tiempo y forma para que nada se atrase», remarcó. 


En su visita a diario EL CHUBUT, Amaya hizo hincapié en que el dinero del Fonavi «debe ser volcado a las viviendas sociales», y puntualizó que Nación lleva pagados más de 500 millones de pesos a la provincia para brindar soluciones habitacionales. El funcionario marcó diferencias entre «los favores de los políticos» y la «responsabilidad del Estado» de brindar una vivienda digna a las personas. 
En este sentido, subrayó la importancia de que la Provincia «vuelque el dinero a los Fonavi», que son fondos destinados a las provincias por ley para viviendas. Explicó que el presidente Mauricio Macri implementó una clara política de hábitat «para llegar a los sectores más vulnerables». Aseguró que al igual que otras provincias, «queremos que Chubut también se sume al cambio».
Amaya estuvo acompañado por los referentes locales de Cambiemos, Daniel Laudonio del PRO, el radical Damián Biss y el funcionario nacional Marcelo Cano, quienes están delineando la campaña de las legislativas de octubre. Posteriormente, recorrió los barrios de Trelew, Madryn y Rawson, junto con el candidato a diputado Gustavo Menna.

REGLAS DE TRANSPARENCIA
En tanto, Amaya explicó cuáles son las nuevas reglas que fijó el Gobierno Nacional para garantizar que las viviendas vayan a los sectores de la población que realmente lo necesitan y no se desvirtúe este derecho. Por eso indicó que el IPV en Chubut al igual que en otras provincias, tiene que abrir una página web para que los interesados se anoten. «Vamos a exigir que se abra la página web para todos, que no haya compromisos adelantados con ningún sector, ni gremios ni asociaciones, para que la gente que lo necesita tenga su vivienda.
El funcionario ratificó que las licitaciones están a cargo de la Provincia y los municipios, mientras que la Nación monitorea que los adjudicatarios califiquen según sus necesidades habitacionales. 
En cuanto a las inversiones, Amaya precisó que en 2015 el gobierno de Mauricio Macri bajó a Chubut más de 269 millones de pesos; en 2016 la cifra ascendió a 341 millones de pesos y en la primera mitad de este año llevan invertidos más de 318, con proyección de superar los 400 millones a fin de año.

REACTIVACIONES
Por otro lado, Amaya explicó que cuando asumió el presidente Mauricio Macri se encontró con 60 mil viviendas sociales paradas en todo el país, que debieron reactivar, y al día de hoy están ejecutando un total de entre 80 y 100 mil. De igual forma, marcó que había un total de 28 mil viviendas Procrear paradas, que hoy se están construyendo dentro de la franja de los sectores medios.
También el funcionario nacional se refirió a las irregularidades que encontraron con la entregas de viviendas en diversos puntos del país, que debieron corregir. «Muchos gobiernos por quedar bien con sectores de la sociedad hacían convenios con gremios, y esas personas quizá sí podían pagar una cuota para tener su casa», explicó Amaya. Por citar un ejemplo, indicó que hubo lugares en el país donde se identificó que más de un millón de familias no tenían los títulos de sus casas.

Conectar
Crear cuenta