MENÚ
Cargando...

Dos hechos que involucran a Barbato, a su esposa y su chofer

De la presentación realizada en la Oficina Judicial de Rawson este mediodía, los dos hechos investigados por los fiscales Alex Williams y Omar Rodriguez, dicen textualmente lo siguiente:

fiscales generales Omar Rodríguez presentando la acusación en la mesa de entradas de la Oficina Judicial de Rawson
Por REDACCIÓN CHUBUT

Primer hecho: sueldos y propiedades

“Desde el año 2003 a la fecha, el ciudadano Carlos Albero Barbato, se viene desempeñando como funcionario público. En fecha 12/12/03 ingresó a la administración pública en el cargo de Gerente General del Instituto de Asistencia Social. Luego, a partir de diciembre del año 2007 ocupó el cargo en el Ministerio de Coordinación de Gabinete. Posteriormente en el periodo 2011 – 2015 cumplió funciones en la Legislatura de la Provincia de Chubut. Finalmente, por Decreto nro. 27/15, en fecha 11/12/2015 se lo designó en el cargo de presidente del Instituto de Asistencia Social, cargo que ocupó hasta el 5/7/2019, fecha en que por decreto nro. 742/19 se le aceptó la renuncia al cargo aludido.

De lo expuesto surge que Barbato, nunca perdió su calidad de funcionario público, en los términos como lo define la ley, en el Articulo 77 del Código Penal, el cual reza: 'funcionario público y empleado público, usados en este código, se designa a todo el que participa accidental o permanentemente en el ejercicio de funciones públicas, sea por elección popular o por nombramiento de autoridad competente. -

Que de la investigación preliminar se desprende que el imputado no contó con ningún otro ingreso que no sea su sueldo proveniente de la administración pública. 

Que, además, surgió que al momento de desempeñar función pública estuvo en pareja con Erica Perrone, con quien tuvo dos hijos.

Que la nombrada Perrone, mientras su pareja Barbato cumplía funciones públicas, se desempeñó como “Ama de Casa”, no percibiendo ningún tipo de emolumento que nutriera el patrimonio de ambos. Recién en el corriente año, en el mes de Julio comenzó a percibir un salario aproximado de unos 31.000 $ mensuales al haber ingresado como agente de la administración pública provincial.

De las constancias obrantes en la presente investigación surge que el ex funcionario, con la colaboración necesaria de su pareja adquirió de manera apreciable e injustificada bienes muebles registrables y un lote ubicado en Playa Unión donde posteriormente construyeron una casa de dos plantas con quincho.

En el año 2016, Barbato sirviéndose de su pareja Erica Perrone como interpósita persona a fin de disimular la adquisición por parte del nombrado, adquiere un vehículo Cuatri marca Can-am, por un monto 232.000 $, un vehículo Cuatri marca Gama por un monto de 190.000 $, un vehículo marca Ford Mondeo por un monto de 538.025 $ y un Ford fiesta por un monto de 302.500 $, percibiendo el ex funcionario durante ese año un salario promedio de 76.500 $, habiendo comprado vehículo por un monto de 1.262.500 $.

En el mes de abril del año 2017, Barbato utilizando la misma modalidad, es decir sirviéndose de su pareja Erica Perrone como interpósita persona a fin de disimular las compras, adquiere un lote ubicado en la villa balnearia de Playa Unión sobre calle José Coronel entre Canónigo Vivaldi y Laura Vicuña, por un monto de 200.000 $, matrícula N° 77.799 según constancias del Registro de la Propiedad de la Provincia, el cual fue registrado a nombre de Erica Perrone. A su vez ese mismo año, siempre con Perrone actuando como interpósita persona, adquirió un vehículo marca Ford, modelo Kuga por un monto de 786.807 $. Respecto de la Ford Kuga, fue permutado en el corriente año (2019) por un vehículo marca BMW Modelo 418-X1- 207, año 2013, dominio LZX-548, el cual pertenecía a Rodrigo Lasaga, quien además le entregó una suma de 350.000 $.

Además, Carlos Barbato en el mes de Julio del año 2017, compró una camioneta marca Chevrolet, modelo S10, Año 2017, dominio colocado AB371VK, la cual la registró a su nombre. Dicha camioneta fue pagada con dinero en efectivo por un monto de 545.000 $. Cabe destacar que el sueldo promedio del nombrado en el año 2017, según las constancias obrantes, era de 88.103 $.

En el año 2019, en el mes de febrero, Carlos Barbato adquiere un vehículo tipo todo terreno denominado UTV, marca Artic Cat, de 700 centímetros cúbicos, en la firma que giraba bajo la razón social “El Trébol Motos”, por el cual abonó un total de 450.000 $ en dinero en efectivo. Así también, en el mes de mayo, adquirió una camioneta marca Chevrolet modelo S10, MODELO 2017, dominio AB281GV, por un monto de 566.000 $, siendo su titular anterior Gonzalez Guillermo Martín, sirviéndose de su pareja Perrone como interpósita persona, para consumar la operación comercial.

A su vez, en este mismo año, en el mes de abril, Erica Perrone compró una camioneta Marca Nissan, modelo Murano, año 2013, dominio NDT-410, abonando un monto de 590.000 $ en dinero en efectivo.

Por otra parte, respecto de la construcción de la casa en la localidad de Playa Unión, se pudo establecer que la misma comenzó a ser construida en agosto del año 2017. Que la misma cuenta con dos plantas y un quincho, alcanzando una superficie de 200 metros cuadrados cubiertos. Que la pareja Barbato – Perrone contrataron a Hugo Conrad como responsable de la construcción de la obra, quien presupuestó la misma en monto de 1.300.000 $ en concepto de mano de obra. La dirección de la misma estuvo a cargo del arquitecto Alejandro Bertorini quien estipuló sus honorarios en 8.000 $ mensuales. Además, se pudo establecer que los nombrados compraron materiales en el comercio Ferretería Argentina de Rawson, discriminándose de manera provisoria de la siguiente manera: Año 2017: 258.000 $; 2018: 619.201 $; 2019: 412.801 $. Asimismo, en el Año 2017 hicieron una erogación 80.000 $ en concepto de pagos de aberturas. En esta misma dirección se ha podido establecer que el constructor en los años: 2017: recibió las suma de 473.196 $; en el 2018: 782.044 $; y en el 2019: 58.724 $. Por otra parte, se pudo establecer que en el año 2018 Erica Perrone, quien tenía cuenta corriente en VS DECO SRL. abonó en dinero en efectivo la suma aproximada de 1.000.000 $, en concepto de compra de amoblamientos y materiales para la casa de Playa. Así mismo, se ha podido verificar que, a partir del año 2019, período de tiempo comprendido entre los meses de enero a junio, se realizaron trabajos de electricidad, herrería, carpintería, albañilería, en la construcción de Playa Unión, los cuales fueron pagados por la ciudadana Erica Perrone en dinero en efectivo por un monto superior a los 400.000 pesos”. 

Segundo hecho: el accidente

El segundo de los hechos en el que queda involucrado el chofer, Adrián Quinteros, expresa. “Con fecha 23 de Agosto del año 2018, Carlos Barbato adquirió el vehículo marca Audi, dominio colocado LHV-731 cuyo titular era José Carlos Barcelona. Dicha operación se materializó en el domicilio de Barbato y Erica Perrone, sito en calle Soler nro. 1643, del Barrio Cooperativa de Trelew.

En dicha circunstancias Barcelona le entregó el vehículo de mención, junto con la documentación respectiva, y a cambio recibió en parte de pago un cuatri marca Can- am, y la suma de 180.000 $ aproximadamente en dinero (pesos) en efectivo.

A los fines de mantener oculta la operación de compra venta, y que dicho rodado no aparezca dentro del patrimonio de Barbato, el nombrado se valió de Adrián Quinteros como persona interpósita, quien en fecha 23 de agosto del mismo año inscribió dicho rodado a su nombre, otorgando en idéntica fecha autorización para conducir el vehículo aludido, a Carlos Barbato, Erica Perrone, y el hijo de ambos Laureano Barbato. Cabe destacar que Adrián Quinteros, en la época de referencia era el chofer de Barbato en el IAS, lo que demuestra que el nombrado tenía pleno conocimiento de quien era Barbato y su clara intención de colaborar en mantener oculta la operación comercial de compra-venta con el claro fin de disimular el incremento patrimonial en cabeza de su jefe Barbato.

Posteriormente, en fecha 23/04/2019, dicho vehículo era conducido por Laureano Barbato, en la intersección de las calles Soberanía Nacional y Edison sufrió una colisión con destrucción total del rodado. Como consecuencia de ello siendo que el titular del vehículo era Adrián Quinteros, con fecha 28/05/2019, ante el escribano público, Nicolás Caucich, el nombrado firmó un poder especial a favor de Erica Griselda Perrone, con domicilio en calle Soler 1643 del Barrio Cooperativa de Trelew, “para que actuando en su nombre y representación con las más amplias facultades que fueran necesarias y exigibles realice los siguientes actos: cobre y perciba de la compañía de seguros denominada “SEGUROS BERNARDINO RIVADAVIA COOPERTATIVA LIMITADA”, la indemnización que asciende a la suma de Pesos quinientos veintiocho mil ($528.000), correspondiente a la cobertura amparada por póliza de la precedentemente mentada compañía, 22/383003 que cubre el vehículo marca y modelo 011-Audi-204-A1, modelo 2012, dominio LHV-731 por el siniestro referencia 22/58207 ocurrido el 23 de abril del año 2012.

La compañía aludida informó que en fecha 11 de junio del año 2019 se efectuó un pago a Erica Griselda Perrone DNI 26.326.921 por la suma de 528.000 $ correspondiente al siniestro nro. 22/05/058207 por el cual se indemnizó por la destrucción total del vehículo dominio LHV 731. 

De los expuesto surge que, Barbato presidente de lotería, ideo dicha ingeniería jurídica para incorporar bienes a su patrimonio sin que pueda ser detectado por los órganos de control. Para dicha adquisición apreciable e injustificable, acudió a la colaboración de testaferros, como es el caso de Quinteros, a fin de que figure como titular del rodado en el registro de la propiedad del automotor. A su vez nuevamente se sirvió de su pareja Erica Perrone, quien prestó su nombre a fin de materializar el cobro indemnizatorio el cual finalmente ingresó al patrimonio del ex funcionario y de la nombrada.

No hay dudas que los verdaderos dueños del vehículo marca Audi eran Barbato – Perrone, quienes fueron los que hicieron el desembolso dinerario, y la entrega del cuatri como parte de pago. En este contexto pergeñaron la maniobra descripta, de común acuerdo entre Barbato, Perrone y Quinteros con miras en ocultar los incrementos patrimoniales en la persona de Carlos Barbato, presidente del Lotería en ese tiempo”.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

Diario EL CHUBUT no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Comentarios

Dos hechos que involucran a Barbato, a su esposa y su chofer

De la presentación realizada en la Oficina Judicial de Rawson este mediodía, los dos hechos investigados por los fiscales Alex Williams y Omar Rodriguez, dicen textualmente lo siguiente:

Primer hecho: sueldos y propiedades

“Desde el año 2003 a la fecha, el ciudadano Carlos Albero Barbato, se viene desempeñando como funcionario público. En fecha 12/12/03 ingresó a la administración pública en el cargo de Gerente General del Instituto de Asistencia Social. Luego, a partir de diciembre del año 2007 ocupó el cargo en el Ministerio de Coordinación de Gabinete. Posteriormente en el periodo 2011 – 2015 cumplió funciones en la Legislatura de la Provincia de Chubut. Finalmente, por Decreto nro. 27/15, en fecha 11/12/2015 se lo designó en el cargo de presidente del Instituto de Asistencia Social, cargo que ocupó hasta el 5/7/2019, fecha en que por decreto nro. 742/19 se le aceptó la renuncia al cargo aludido.

De lo expuesto surge que Barbato, nunca perdió su calidad de funcionario público, en los términos como lo define la ley, en el Articulo 77 del Código Penal, el cual reza: 'funcionario público y empleado público, usados en este código, se designa a todo el que participa accidental o permanentemente en el ejercicio de funciones públicas, sea por elección popular o por nombramiento de autoridad competente. -

Que de la investigación preliminar se desprende que el imputado no contó con ningún otro ingreso que no sea su sueldo proveniente de la administración pública. 

Que, además, surgió que al momento de desempeñar función pública estuvo en pareja con Erica Perrone, con quien tuvo dos hijos.

Que la nombrada Perrone, mientras su pareja Barbato cumplía funciones públicas, se desempeñó como “Ama de Casa”, no percibiendo ningún tipo de emolumento que nutriera el patrimonio de ambos. Recién en el corriente año, en el mes de Julio comenzó a percibir un salario aproximado de unos 31.000 $ mensuales al haber ingresado como agente de la administración pública provincial.

De las constancias obrantes en la presente investigación surge que el ex funcionario, con la colaboración necesaria de su pareja adquirió de manera apreciable e injustificada bienes muebles registrables y un lote ubicado en Playa Unión donde posteriormente construyeron una casa de dos plantas con quincho.

En el año 2016, Barbato sirviéndose de su pareja Erica Perrone como interpósita persona a fin de disimular la adquisición por parte del nombrado, adquiere un vehículo Cuatri marca Can-am, por un monto 232.000 $, un vehículo Cuatri marca Gama por un monto de 190.000 $, un vehículo marca Ford Mondeo por un monto de 538.025 $ y un Ford fiesta por un monto de 302.500 $, percibiendo el ex funcionario durante ese año un salario promedio de 76.500 $, habiendo comprado vehículo por un monto de 1.262.500 $.

En el mes de abril del año 2017, Barbato utilizando la misma modalidad, es decir sirviéndose de su pareja Erica Perrone como interpósita persona a fin de disimular las compras, adquiere un lote ubicado en la villa balnearia de Playa Unión sobre calle José Coronel entre Canónigo Vivaldi y Laura Vicuña, por un monto de 200.000 $, matrícula N° 77.799 según constancias del Registro de la Propiedad de la Provincia, el cual fue registrado a nombre de Erica Perrone. A su vez ese mismo año, siempre con Perrone actuando como interpósita persona, adquirió un vehículo marca Ford, modelo Kuga por un monto de 786.807 $. Respecto de la Ford Kuga, fue permutado en el corriente año (2019) por un vehículo marca BMW Modelo 418-X1- 207, año 2013, dominio LZX-548, el cual pertenecía a Rodrigo Lasaga, quien además le entregó una suma de 350.000 $.

Además, Carlos Barbato en el mes de Julio del año 2017, compró una camioneta marca Chevrolet, modelo S10, Año 2017, dominio colocado AB371VK, la cual la registró a su nombre. Dicha camioneta fue pagada con dinero en efectivo por un monto de 545.000 $. Cabe destacar que el sueldo promedio del nombrado en el año 2017, según las constancias obrantes, era de 88.103 $.

En el año 2019, en el mes de febrero, Carlos Barbato adquiere un vehículo tipo todo terreno denominado UTV, marca Artic Cat, de 700 centímetros cúbicos, en la firma que giraba bajo la razón social “El Trébol Motos”, por el cual abonó un total de 450.000 $ en dinero en efectivo. Así también, en el mes de mayo, adquirió una camioneta marca Chevrolet modelo S10, MODELO 2017, dominio AB281GV, por un monto de 566.000 $, siendo su titular anterior Gonzalez Guillermo Martín, sirviéndose de su pareja Perrone como interpósita persona, para consumar la operación comercial.

A su vez, en este mismo año, en el mes de abril, Erica Perrone compró una camioneta Marca Nissan, modelo Murano, año 2013, dominio NDT-410, abonando un monto de 590.000 $ en dinero en efectivo.

Por otra parte, respecto de la construcción de la casa en la localidad de Playa Unión, se pudo establecer que la misma comenzó a ser construida en agosto del año 2017. Que la misma cuenta con dos plantas y un quincho, alcanzando una superficie de 200 metros cuadrados cubiertos. Que la pareja Barbato – Perrone contrataron a Hugo Conrad como responsable de la construcción de la obra, quien presupuestó la misma en monto de 1.300.000 $ en concepto de mano de obra. La dirección de la misma estuvo a cargo del arquitecto Alejandro Bertorini quien estipuló sus honorarios en 8.000 $ mensuales. Además, se pudo establecer que los nombrados compraron materiales en el comercio Ferretería Argentina de Rawson, discriminándose de manera provisoria de la siguiente manera: Año 2017: 258.000 $; 2018: 619.201 $; 2019: 412.801 $. Asimismo, en el Año 2017 hicieron una erogación 80.000 $ en concepto de pagos de aberturas. En esta misma dirección se ha podido establecer que el constructor en los años: 2017: recibió las suma de 473.196 $; en el 2018: 782.044 $; y en el 2019: 58.724 $. Por otra parte, se pudo establecer que en el año 2018 Erica Perrone, quien tenía cuenta corriente en VS DECO SRL. abonó en dinero en efectivo la suma aproximada de 1.000.000 $, en concepto de compra de amoblamientos y materiales para la casa de Playa. Así mismo, se ha podido verificar que, a partir del año 2019, período de tiempo comprendido entre los meses de enero a junio, se realizaron trabajos de electricidad, herrería, carpintería, albañilería, en la construcción de Playa Unión, los cuales fueron pagados por la ciudadana Erica Perrone en dinero en efectivo por un monto superior a los 400.000 pesos”. 

Segundo hecho: el accidente

El segundo de los hechos en el que queda involucrado el chofer, Adrián Quinteros, expresa. “Con fecha 23 de Agosto del año 2018, Carlos Barbato adquirió el vehículo marca Audi, dominio colocado LHV-731 cuyo titular era José Carlos Barcelona. Dicha operación se materializó en el domicilio de Barbato y Erica Perrone, sito en calle Soler nro. 1643, del Barrio Cooperativa de Trelew.

En dicha circunstancias Barcelona le entregó el vehículo de mención, junto con la documentación respectiva, y a cambio recibió en parte de pago un cuatri marca Can- am, y la suma de 180.000 $ aproximadamente en dinero (pesos) en efectivo.

A los fines de mantener oculta la operación de compra venta, y que dicho rodado no aparezca dentro del patrimonio de Barbato, el nombrado se valió de Adrián Quinteros como persona interpósita, quien en fecha 23 de agosto del mismo año inscribió dicho rodado a su nombre, otorgando en idéntica fecha autorización para conducir el vehículo aludido, a Carlos Barbato, Erica Perrone, y el hijo de ambos Laureano Barbato. Cabe destacar que Adrián Quinteros, en la época de referencia era el chofer de Barbato en el IAS, lo que demuestra que el nombrado tenía pleno conocimiento de quien era Barbato y su clara intención de colaborar en mantener oculta la operación comercial de compra-venta con el claro fin de disimular el incremento patrimonial en cabeza de su jefe Barbato.

Posteriormente, en fecha 23/04/2019, dicho vehículo era conducido por Laureano Barbato, en la intersección de las calles Soberanía Nacional y Edison sufrió una colisión con destrucción total del rodado. Como consecuencia de ello siendo que el titular del vehículo era Adrián Quinteros, con fecha 28/05/2019, ante el escribano público, Nicolás Caucich, el nombrado firmó un poder especial a favor de Erica Griselda Perrone, con domicilio en calle Soler 1643 del Barrio Cooperativa de Trelew, “para que actuando en su nombre y representación con las más amplias facultades que fueran necesarias y exigibles realice los siguientes actos: cobre y perciba de la compañía de seguros denominada “SEGUROS BERNARDINO RIVADAVIA COOPERTATIVA LIMITADA”, la indemnización que asciende a la suma de Pesos quinientos veintiocho mil ($528.000), correspondiente a la cobertura amparada por póliza de la precedentemente mentada compañía, 22/383003 que cubre el vehículo marca y modelo 011-Audi-204-A1, modelo 2012, dominio LHV-731 por el siniestro referencia 22/58207 ocurrido el 23 de abril del año 2012.

La compañía aludida informó que en fecha 11 de junio del año 2019 se efectuó un pago a Erica Griselda Perrone DNI 26.326.921 por la suma de 528.000 $ correspondiente al siniestro nro. 22/05/058207 por el cual se indemnizó por la destrucción total del vehículo dominio LHV 731. 

De los expuesto surge que, Barbato presidente de lotería, ideo dicha ingeniería jurídica para incorporar bienes a su patrimonio sin que pueda ser detectado por los órganos de control. Para dicha adquisición apreciable e injustificable, acudió a la colaboración de testaferros, como es el caso de Quinteros, a fin de que figure como titular del rodado en el registro de la propiedad del automotor. A su vez nuevamente se sirvió de su pareja Erica Perrone, quien prestó su nombre a fin de materializar el cobro indemnizatorio el cual finalmente ingresó al patrimonio del ex funcionario y de la nombrada.

No hay dudas que los verdaderos dueños del vehículo marca Audi eran Barbato – Perrone, quienes fueron los que hicieron el desembolso dinerario, y la entrega del cuatri como parte de pago. En este contexto pergeñaron la maniobra descripta, de común acuerdo entre Barbato, Perrone y Quinteros con miras en ocultar los incrementos patrimoniales en la persona de Carlos Barbato, presidente del Lotería en ese tiempo”.

Conectar
Crear cuenta