MENÚ
Cargando...

En los últimos 10 años los aviones de Provincia volaron un 278% menos por deterioro y Aeronáutica recomienda cambiarlos

La Dirección de Aeronáutica Provincial exhibió en un informe datos pormenorizados sobre los vuelos sanitarios y oficiales durante los últimos 10 años. El documento detalla una caída marcada en las horas de vuelo producto del deterioro de las aeronaves. Pasaron de cumplir 1.300 horas en el aire a 169 en lo que va de 2020.  

Por REDACCIÓN CHUBUT

EL CHUBUT accedió en exclusiva a un informe de la Dirección Aeronáutica Provincial que deja en evidencia la abrupta caída de horas de vuelos de las aeronaves provinciales por una serie de inconvenientes técnicos que acumulan por el uso.
La Provincia del Chubut cuenta con dos aeronaves que permiten realizar diferentes tipos de vuelos: Un JET adquirido en 2005 y un turbohélice que tiene más de 25 años y fue comprado en la gestión de Carlos Maestro cuando fue gobernador durante 1991 y 1999.
El informe de la Dirección de Aeronáutica Provincial fue presentado en la Legislatura y EL CHUBUT accedió en forma exclusiva.
«Adicionamos un cuadro para que la Legislatura conozca la depreciación de nuestras aeronaves, una con 25 años y 11.000 horas de vuelo y la otra con 15 años y 7.800 horas de uso, que está haciendo muy difícil mantenerlas en servicio activo dado la cantidad de inconvenientes técnicos que acumulan y el gasto que resulta en la reparación», sostiene el informe al que tuvo acceso EL CHUBUT.
El ingeniero Ezequiel Piccagli advirtió que a la aeronave turbohélice adquirida en la gestión de Carlos Maestro «le quedan 250 de vuelo», un equivalente a 30 vuelos sanitarios a Buenos Aires. El mantenimiento completo del motor cuesta alrededor a los u$s 730.000, a lo que deben sumarse gastos de aviónica y fuselaje. Entre 2010 y 2019, los aviones provinciales registraron una disminución del 278 por ciento menos de horas de vuelo, principalmente por el deterioro y las reparaciones permanentes de ambas aeronaves.
«El compromiso del staff profesional de esta dependencia mantiene en alto el nivel de prestaciones y seguridad, pero día a día se hace más difícil conseguirlo con rapidez, por lo que aprovechamos a reiterar que se estudie la posibilidad de recambio del material del vuelo», remarca el documento con datos reservados.

CAIDA EN LA HORA DE VUELOS
En 2010, durante la gestión de Mario Das Neves, las dos aeronaves volaron en total 1.316 horas, en 2011 bajó a 1.020 horas, y en el primer año completo de Martín Buzzi al frente de la Provincia, el JET y el turbohélice volaron 1.351 horas, siendo el año con mayor prestación en el aire.
«Es importante destacar que antes del año 2012 siempre se estuvo por arriba de las 1.000 horas de vuelo por año, mientras que el deterioro experimentado en los últimos años llevó a que las dos aeronaves prácticamente no hayan estado en el aire», precisa el informe.  
En 2013, los dos aviones se mantuvieron dentro del promedio con 1.328 horas de vuelo; en 2014 marcaron 1.174 horas, en 2015 bajó a las 1.004 horas y a partir del último año de la gestión de Buzzi nunca más superaron la barrera de las 1.000 horas.
Las dos aeronaves volaron 934 horas durante 2016; en 2017 el tiempo en el aire bajó a 806 horas; en 2018 cayó a 636 horas; mientras que en 2019 solo estuvieron 474 horas en el cielo. En 2019, una de las aeronaves (la más nueva) no tiene horas de vuelo producto de reparaciones que se están llevando a cabo en Tampa, Estados Unidos. 
El turbohélice registró solamente 169 horas de vuelo en los primeros siete meses del año.

TIPOS DE VUELOS
El informe explica que los vuelos que realizan van desde lo sanitario, hasta viajes oficiales, traslado de caudales, transporte por emergencias y asistencia para catástrofes.
«Además, podemos agregar que desde su creación, hace más de 60 años, esta Dirección de Aeronáutica ha dedicado su tarea al Transporte Aéreo Sanitario como actividad principal, a lo que agregamos traslados de órganos de trasplantes o pacientes en condiciones de ser trasplantados, traslado de funcionarios en vuelos oficiales, transporte de caudales para el Banco del Chubut, transporte de cargas durante emergencias como la que nos ocupa en la actualidad con el Covid-19, incluso antes con la del Hantavirus, lluvias y nevadas importantes, incendios forestales y roturas en rutas provinciales», señala el documento.

 
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

Diario EL CHUBUT no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Comentarios

En los últimos 10 años los aviones de Provincia volaron un 278% menos por deterioro y Aeronáutica recomienda cambiarlos

La Dirección de Aeronáutica Provincial exhibió en un informe datos pormenorizados sobre los vuelos sanitarios y oficiales durante los últimos 10 años. El documento detalla una caída marcada en las horas de vuelo producto del deterioro de las aeronaves. Pasaron de cumplir 1.300 horas en el aire a 169 en lo que va de 2020.  

EL CHUBUT accedió en exclusiva a un informe de la Dirección Aeronáutica Provincial que deja en evidencia la abrupta caída de horas de vuelos de las aeronaves provinciales por una serie de inconvenientes técnicos que acumulan por el uso.
La Provincia del Chubut cuenta con dos aeronaves que permiten realizar diferentes tipos de vuelos: Un JET adquirido en 2005 y un turbohélice que tiene más de 25 años y fue comprado en la gestión de Carlos Maestro cuando fue gobernador durante 1991 y 1999.
El informe de la Dirección de Aeronáutica Provincial fue presentado en la Legislatura y EL CHUBUT accedió en forma exclusiva.
«Adicionamos un cuadro para que la Legislatura conozca la depreciación de nuestras aeronaves, una con 25 años y 11.000 horas de vuelo y la otra con 15 años y 7.800 horas de uso, que está haciendo muy difícil mantenerlas en servicio activo dado la cantidad de inconvenientes técnicos que acumulan y el gasto que resulta en la reparación», sostiene el informe al que tuvo acceso EL CHUBUT.
El ingeniero Ezequiel Piccagli advirtió que a la aeronave turbohélice adquirida en la gestión de Carlos Maestro «le quedan 250 de vuelo», un equivalente a 30 vuelos sanitarios a Buenos Aires. El mantenimiento completo del motor cuesta alrededor a los u$s 730.000, a lo que deben sumarse gastos de aviónica y fuselaje. Entre 2010 y 2019, los aviones provinciales registraron una disminución del 278 por ciento menos de horas de vuelo, principalmente por el deterioro y las reparaciones permanentes de ambas aeronaves.
«El compromiso del staff profesional de esta dependencia mantiene en alto el nivel de prestaciones y seguridad, pero día a día se hace más difícil conseguirlo con rapidez, por lo que aprovechamos a reiterar que se estudie la posibilidad de recambio del material del vuelo», remarca el documento con datos reservados.

CAIDA EN LA HORA DE VUELOS
En 2010, durante la gestión de Mario Das Neves, las dos aeronaves volaron en total 1.316 horas, en 2011 bajó a 1.020 horas, y en el primer año completo de Martín Buzzi al frente de la Provincia, el JET y el turbohélice volaron 1.351 horas, siendo el año con mayor prestación en el aire.
«Es importante destacar que antes del año 2012 siempre se estuvo por arriba de las 1.000 horas de vuelo por año, mientras que el deterioro experimentado en los últimos años llevó a que las dos aeronaves prácticamente no hayan estado en el aire», precisa el informe.  
En 2013, los dos aviones se mantuvieron dentro del promedio con 1.328 horas de vuelo; en 2014 marcaron 1.174 horas, en 2015 bajó a las 1.004 horas y a partir del último año de la gestión de Buzzi nunca más superaron la barrera de las 1.000 horas.
Las dos aeronaves volaron 934 horas durante 2016; en 2017 el tiempo en el aire bajó a 806 horas; en 2018 cayó a 636 horas; mientras que en 2019 solo estuvieron 474 horas en el cielo. En 2019, una de las aeronaves (la más nueva) no tiene horas de vuelo producto de reparaciones que se están llevando a cabo en Tampa, Estados Unidos. 
El turbohélice registró solamente 169 horas de vuelo en los primeros siete meses del año.

TIPOS DE VUELOS
El informe explica que los vuelos que realizan van desde lo sanitario, hasta viajes oficiales, traslado de caudales, transporte por emergencias y asistencia para catástrofes.
«Además, podemos agregar que desde su creación, hace más de 60 años, esta Dirección de Aeronáutica ha dedicado su tarea al Transporte Aéreo Sanitario como actividad principal, a lo que agregamos traslados de órganos de trasplantes o pacientes en condiciones de ser trasplantados, traslado de funcionarios en vuelos oficiales, transporte de caudales para el Banco del Chubut, transporte de cargas durante emergencias como la que nos ocupa en la actualidad con el Covid-19, incluso antes con la del Hantavirus, lluvias y nevadas importantes, incendios forestales y roturas en rutas provinciales», señala el documento.

 
 

Conectar
Crear cuenta