MENÚ
Cargando...

Comedor solidario del Chanico Navarro cierra temporariamente por falta de gas

La imposibilidad de calefaccionar el lugar en pleno invierno por no contar aun con la conexión a la red de gas natural, con temperaturas muy por debajo de los cero grados, llevó a tomar la decisión de cerrar temporariamente el comedor «Manos Solidarias» que funciona en la sede vecinal del barrio Chanico Navarro.

Por REDACCIÓN CHUBUT

La novedad fue dada a conocer ayer por Elida Melín, presidenta de la asociación vecinal e impulsora de este espacio que permite alimentar a casi 400 familias.
Entre lágrimas por la impotencia, la dirigente barrial lamentó la falta de respuesta a una necesidad imperiosa para calefaccionar la sede vecinal. Y recordó que a poco de que se concretara la obra de conexión de la red de gas se detectó una pérdida en la instalación interior del edificio y desde hace varios días se encuentran sin suministro.
«La obra se está demorando mucho, hay un solo gasista matriculado trabajando y ya me cansé con el frío, la nieve, encontrar todo escarchado para cocinar, hace demasiado frío en la sede vecinal y es imposible seguir así, por lo que vamos a cocinar hasta el miércoles y después esperaremos a que tengamos gas», dijo Melín.
Comentó que desde el municipio les dijeron que el viernes pasado iban a tener el gas, «que era un trabajo que lo hacía en uno o dos días el gasista. Ya pasó una semana y así no se puede trabajar. Y hoy (por ayer) estaba todo escarchado cuando llegamos. El edificio tenía una instalación y cuando hicieron las pruebas dio pérdidas. Ahora va a tener que venir Camuzzi para ver si está todo en condiciones y habilitan el gas».
También apuntó que «adentro de la sede no podemos cocinar más con este frío así que vamos a aguantar hasta el miércoles y después no». 
Alicia Tolosa, directora de la Escuela 791, donde también trabajan a diario en la elaboración de viandas para personas necesitadas, lamentó la falta de respuesta para contar con el servicio de gas. «Es preocupante realmente la situación, ya la semana pasada estaba muy enojada y dolida, siento que toda la comunidad contribuye con sus impuestos a sostener todo un aparato. Y en esta circunstancia necesitamos aún más esa buena administración de todo el estado, sea municipal o provincial».
Por otro lado, «está el tema de los edificios públicos, porque nosotros estamos enfrente, en un edificio público, y también tenemos esta problemática: esa asociación ilícita que se da entre las empresas privadas y quienes tienen que salvaguardar nuestros intereses, que en este caso es Obras Públicas».

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

Diario EL CHUBUT no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Comentarios

Comedor solidario del Chanico Navarro cierra temporariamente por falta de gas

La imposibilidad de calefaccionar el lugar en pleno invierno por no contar aun con la conexión a la red de gas natural, con temperaturas muy por debajo de los cero grados, llevó a tomar la decisión de cerrar temporariamente el comedor «Manos Solidarias» que funciona en la sede vecinal del barrio Chanico Navarro.

La novedad fue dada a conocer ayer por Elida Melín, presidenta de la asociación vecinal e impulsora de este espacio que permite alimentar a casi 400 familias.
Entre lágrimas por la impotencia, la dirigente barrial lamentó la falta de respuesta a una necesidad imperiosa para calefaccionar la sede vecinal. Y recordó que a poco de que se concretara la obra de conexión de la red de gas se detectó una pérdida en la instalación interior del edificio y desde hace varios días se encuentran sin suministro.
«La obra se está demorando mucho, hay un solo gasista matriculado trabajando y ya me cansé con el frío, la nieve, encontrar todo escarchado para cocinar, hace demasiado frío en la sede vecinal y es imposible seguir así, por lo que vamos a cocinar hasta el miércoles y después esperaremos a que tengamos gas», dijo Melín.
Comentó que desde el municipio les dijeron que el viernes pasado iban a tener el gas, «que era un trabajo que lo hacía en uno o dos días el gasista. Ya pasó una semana y así no se puede trabajar. Y hoy (por ayer) estaba todo escarchado cuando llegamos. El edificio tenía una instalación y cuando hicieron las pruebas dio pérdidas. Ahora va a tener que venir Camuzzi para ver si está todo en condiciones y habilitan el gas».
También apuntó que «adentro de la sede no podemos cocinar más con este frío así que vamos a aguantar hasta el miércoles y después no». 
Alicia Tolosa, directora de la Escuela 791, donde también trabajan a diario en la elaboración de viandas para personas necesitadas, lamentó la falta de respuesta para contar con el servicio de gas. «Es preocupante realmente la situación, ya la semana pasada estaba muy enojada y dolida, siento que toda la comunidad contribuye con sus impuestos a sostener todo un aparato. Y en esta circunstancia necesitamos aún más esa buena administración de todo el estado, sea municipal o provincial».
Por otro lado, «está el tema de los edificios públicos, porque nosotros estamos enfrente, en un edificio público, y también tenemos esta problemática: esa asociación ilícita que se da entre las empresas privadas y quienes tienen que salvaguardar nuestros intereses, que en este caso es Obras Públicas».

Conectar
Crear cuenta