Sabado 15 de enero 2022
20°

TRELEW

TV

Rawson

Tras 18 años el padre Juan Nota dejó la Parroquia María Auxiliadora de Rawson

El padre Juan Bartolome Nota dejó el pasado jueves la Parroquia María Auxiliadora de Rawson, luego de 18 años en esa función y a cargo también de seis capillas, las cuales quería incrementar hasta llegar a 10.

por REDACCIÓN CHUBUT 15/01/2022 - 00.00.hs

El sacerdote fue designado en la Parroquia homónima de Comodoro Rivadavia, y la comunidad capitalina se queda con excelentes recuerdos de su paso, incluso habían juntado firmas para pedir que se quedara, pero esa iniciativa no prosperó. En su lugar, quedará el Padre Adrián Mari.
El padre Juan Nota, es el sacerdote que estuvo por más años en esa función en la ciudad capital, e incluso llegó a propiciar y lograr hacer realidad la construcción de 48 viviendas en el Area 12. Sus funciones iban desde la tarea religiosa atendiendo la parroquia que tenía a su cargo y todas las capillas, ya que era el único sacerdote en toda la ciudad y Playa Unión, hasta las tareas que tenían que ver con la contención de distintas situaciones de vulnerabilidad social.
El cura párroco nació en la ciudad de Fosano, provincia de Cuneo, norte de Italia, región piamontés, el 26 de febrero de 1942, desde donde llegó a Comodoro el 24 de diciembre de 1965. Todavía no era cura, le quedaban dos años de estudio, que culminó en la Facultad de Teología de Buenos Aires, ordenándose en la ciudad petrolera hace 55 años, precisamente el 14 de octubre de 1967. El próximo mes, cumplirá sus 80 años. Su primer destino fue la catedral y de allí a la Parroquia María Auxiliadora, que comúnmente llaman San Carlos.
En una emotiva entrevista con EL CHUBUT, el párroco explicó su trabajo en Rawson, «tratando de hacer algo, poquito, pero tratando de hacer algo», abarcando sus objetivos, «lo religioso, lo que está dentro del templo, a la atención de todas las necesidades de la gente. Es así que también, entre otras cosas, hicimos una cooperativa de 52 viviendas en el Area 12, con un método que se llama ‘viviendas económicas por ayuda mútua’. Y con eso terminé, entre Comodoro y Rawson, unas 200 viviendas», apuntó.
Más allá de esa tarea, dijo, «lo esencial es el trabajo en todas las capillas, que son 7, incluyendo María Auxiliadora del centro, y teníamos en proyecto otras 3 capillas, que por ahora no se van a hacer porque yo estoy aquí. Espero que el que siga lo pueda hacer. Sería una en el puerto, cerca de donde está la rotonda de los pescadores, la Sagrado Corazón. Otra sería ampliación de UPCN, sobre el margen del desagote pluvial que pasa por ahí, y una tercera en Santísima Trinidad, en Sargento Cabral y Gervasio Artigas, frente a la Capilla Espíritu Santo».
 
JUNTA DE FIRMAS
En Rawson, como sacerdote, sostuvo, «yo estaba solito, pero la gente trabajó y trabaja muy bien en cada una de las capillas. Y Ahora Adrián Mari ha sido nombrado párroco en Rawson». Y sobre la gente, se destaca que hubo una junta de firmas para pedir a las autoridades eclesiásticas que se pudiera quedar en la capital. «Hubo una presentación, cosa que es buena, no porque me defiendan a mí, sino que es bueno para la iglesia que la gente haga escuchar su voz. Hubo una linda movida, pero de todos modos la cosa queda así, yo en Comodoro en María Auxiliadora, donde comencé a trabajar en 1972. De aquí me había ido a Rawson, donde estuve 18 años. Allí fue una linda experiencia, y la respuesta que la gente dio, y cómo sentirme útil en distintos ámbitos de la comunidad».
Nota asimismo trabajó con distintas situaciones de vulnerabilidad, «sobre todo en Comodoro y otros lugares, trabajamos sobre centros para primeras entrevistas para adictos a las drogas y sus familias, y en Rawson con respecto al abuso infantil, con Infancias Robadas». El sacerdote será nombrado el domingo párroco de María Auxiliadora, «por más que sea viejo», bromeó.

 

 LA DESPEDIDA 
La comunidad de la Parroquia, lo despidió con las siguientes expresiones: «Por 18 años de entrega y servicio, por su amor y sus enseñanzas, porque fue nuestro puente a Jesús... porque hoy fue más que una despedida, fue una celebración, porque Dios lo puso en nuestro camino, porque lo transitamos juntos con errores y aciertos... pero principalmente con fe, esperanza y en unión por Cristo! Porque conquistó a esta comunidad, porque quedamos fortalecidos y unidos en oración y trabajo en Cristo y por el cariño que la distancia nunca logrará romper... nuestro querido pastor, nuestro párroco Juan Nota... Gracias!».
«Acá quedamos, su comunidad, siendo puentes para quienes necesiten llegar a Cristo!! Dios lo siga bendiciendo... hasta siempre Padre Juan».

 

¿Querés recibir notificaciones de alertas?