MENÚ
Cargando...

Rindieron homenaje en Esquel a policías federales caídos en cumplimiento del deber

Se llevó a cabo ayer en Esquel un acto en homenaje a los policías federales caídos en cumplimiento del deber. La ceremonia tuvo lugar en la plazoleta ubicada en Alvear al 2.500, frente a la parroquia Sagrada Familia, con la presencia del intendente Sergio Ongarato y el jefe de la subdelegación Esquel de la Policía Federal, comisario inspector Fernando Santiago Svagelj.

Por REDACCIÓN CHUBUT

También tomaron parte del acto el presidente del Concejo Deliberante, Alejandro Wengier; el juez de Faltas Dr. Juan Colihueque; el secretario de Gobierno municipal, Julio Ruiz; el intendente del Parque Nacional Los Alerces, Ariel Rodríguez y representantes de distintas fuerzas militares e instituciones. 
Luego de la entonación del Himno Nacional Argentino, el cura párroco Rodolfo Costa Heredia realizó una invocación religiosa en memoria de los efectivos de la Federal caídos en actos de servicio.
Posteriormente el comisario inspector Svagelj se refirió a la fecha, expresando que «el 2 de julio la Policía Federal Argentina rinde homenaje a todos sus hombres y mujeres caídos en el cumplimiento del deber. Nuestros mártires son el enunciado más sublime de esta profesión hecha de sinsabores, de éxitos sin aplausos, de momentos límites, de renunciamientos y abnegaciones, que solo pueden vivir quienes llenos de una vocación sin límites sirven a sus semejantes hasta las últimas consecuencias, para que ellos puedan ejercer los principios básicos de convivencia, seguridad y libertad». 
«Sus memorias viven en cada uno de nosotros, en el lugar que habitaron, en su hogar y en el espacio que recorrieron en sus rondas y vigilias. Jamás morirán mientras en un lugar cualquiera de la patria un policía federal inicie su rutina de servicio».
Subrayó el jefe policial que «el policía sabe que su vida está permanentemente en juego, y que es escudo sólido entre el delito, la violencia, la intemperancia y la sociedad e instituciones a las que protege. El 2 de julio a los policías federales nos convoca el homenaje más caro, simbólico y genuino de nuestra vocación de servicio. Esa fecha representa un acto sincero de memoria sin resentimiento, lleno de afecto, camaradería y entrañable admiración». 
Como cierre de la ceremonia se colocó una ofrenda floral al pie del monumento de la Policía Federal ubicado en la plazoleta de Av. Alvear.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

Diario EL CHUBUT no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Comentarios

Rindieron homenaje en Esquel a policías federales caídos en cumplimiento del deber

Se llevó a cabo ayer en Esquel un acto en homenaje a los policías federales caídos en cumplimiento del deber. La ceremonia tuvo lugar en la plazoleta ubicada en Alvear al 2.500, frente a la parroquia Sagrada Familia, con la presencia del intendente Sergio Ongarato y el jefe de la subdelegación Esquel de la Policía Federal, comisario inspector Fernando Santiago Svagelj.

También tomaron parte del acto el presidente del Concejo Deliberante, Alejandro Wengier; el juez de Faltas Dr. Juan Colihueque; el secretario de Gobierno municipal, Julio Ruiz; el intendente del Parque Nacional Los Alerces, Ariel Rodríguez y representantes de distintas fuerzas militares e instituciones. 
Luego de la entonación del Himno Nacional Argentino, el cura párroco Rodolfo Costa Heredia realizó una invocación religiosa en memoria de los efectivos de la Federal caídos en actos de servicio.
Posteriormente el comisario inspector Svagelj se refirió a la fecha, expresando que «el 2 de julio la Policía Federal Argentina rinde homenaje a todos sus hombres y mujeres caídos en el cumplimiento del deber. Nuestros mártires son el enunciado más sublime de esta profesión hecha de sinsabores, de éxitos sin aplausos, de momentos límites, de renunciamientos y abnegaciones, que solo pueden vivir quienes llenos de una vocación sin límites sirven a sus semejantes hasta las últimas consecuencias, para que ellos puedan ejercer los principios básicos de convivencia, seguridad y libertad». 
«Sus memorias viven en cada uno de nosotros, en el lugar que habitaron, en su hogar y en el espacio que recorrieron en sus rondas y vigilias. Jamás morirán mientras en un lugar cualquiera de la patria un policía federal inicie su rutina de servicio».
Subrayó el jefe policial que «el policía sabe que su vida está permanentemente en juego, y que es escudo sólido entre el delito, la violencia, la intemperancia y la sociedad e instituciones a las que protege. El 2 de julio a los policías federales nos convoca el homenaje más caro, simbólico y genuino de nuestra vocación de servicio. Esa fecha representa un acto sincero de memoria sin resentimiento, lleno de afecto, camaradería y entrañable admiración». 
Como cierre de la ceremonia se colocó una ofrenda floral al pie del monumento de la Policía Federal ubicado en la plazoleta de Av. Alvear.

Conectar
Crear cuenta