MENÚ
Cargando...

La pandemia y la vida

En estos días el mundo se encuentra preocupado por esta epidemia que como tantas otras en la antigüedad azotaron a la humanidad, y el ser humano afianzado a la vida acata recomendaciones y evita estar cerca de lo que parece inevitable. Los entendidos en la materia luchan contra este mal tratando de descubrir la forma en combatirlo, ya sea con alguna vacuna u otro método que lleve tranquilidad al ser humano. Muchos desaprensivos restan importancia y creen que a ellos no les tocará y que todas las medidas preventivas no son más que otro discurso para arruinarles la vida.

Emilio Balado

Pero en un análisis de la realidad, el ser humano siempre se preocupó por el pasaje sobre este bendito planeta, y como decía un antiguo amigo: «Si querés volverte loco, pregúntate; «De qué lugar vengo, qué hago aquí y hacia qué lugar voy» refiriéndose a nuestro paso por la vida. Y realmente la incógnita existe, porque si bien hay muchas teorías, indudablemente la duda queda flotando.
En plan de filosofar (aunque yo no entiendo «un pito» de ello) la mayoría de las religiones tienen su parecer, pero como muy pocos pueden contar alguna vivencia, aún sigue siendo para la gran mayoría una incógnita. Alguna vez alguien que estuvo por un momento en el más allá me manifestaba -a mi pedido- que contara la experiencia, y me respondió que: «Es tan lindo que no dan ganas de volver». Circulan en las redes algunos relatos de un chico en Estados Unidos y una chica en algún país nórdico que cuentan sus experiencias. Por lo que pareciera que algo hay.     
De todas maneras la pandemia se está llevando un importante número de habitantes y los países trabajan incansablemente para atenuar el impacto,  aunque como decía, muchos miembros de las comunidades no parecen acusar el problema y hacen caso descuidado de las medidas de prevención aconsejadas, quizás cuando se den cuenta ya sea demasiado tarde.
Dentro de las teorías tétricas de las pandemias está, las de que esto ocurre para purificar el planeta, pero en la práctica no pareciera que es así, ya que los malos siguen vigentes y los que se van son algunos buenos.
En fin, el hombre en su transitar por la vida no deja de asombrarse y puede ver en la práctica que este nuevo acontecimiento mundial, sirve para que su mente puesta en funcionamiento trate de develar la incógnita de la vida y piense qué es verdad y qué es mentira. ¿Se develará el misterio? Un nuevo tema para un relato de ciencia-ficción.
 

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp

Diario EL CHUBUT no se responsabiliza por los comentarios vertidos por sus lectores. Y se reserva el derecho de bloquear y o eliminar aquellos que contengan mensajes con contenido xenófobo, racista, y o discriminatorios.

Comentarios

La pandemia y la vida

En estos días el mundo se encuentra preocupado por esta epidemia que como tantas otras en la antigüedad azotaron a la humanidad, y el ser humano afianzado a la vida acata recomendaciones y evita estar cerca de lo que parece inevitable. Los entendidos en la materia luchan contra este mal tratando de descubrir la forma en combatirlo, ya sea con alguna vacuna u otro método que lleve tranquilidad al ser humano. Muchos desaprensivos restan importancia y creen que a ellos no les tocará y que todas las medidas preventivas no son más que otro discurso para arruinarles la vida.

Pero en un análisis de la realidad, el ser humano siempre se preocupó por el pasaje sobre este bendito planeta, y como decía un antiguo amigo: «Si querés volverte loco, pregúntate; «De qué lugar vengo, qué hago aquí y hacia qué lugar voy» refiriéndose a nuestro paso por la vida. Y realmente la incógnita existe, porque si bien hay muchas teorías, indudablemente la duda queda flotando.
En plan de filosofar (aunque yo no entiendo «un pito» de ello) la mayoría de las religiones tienen su parecer, pero como muy pocos pueden contar alguna vivencia, aún sigue siendo para la gran mayoría una incógnita. Alguna vez alguien que estuvo por un momento en el más allá me manifestaba -a mi pedido- que contara la experiencia, y me respondió que: «Es tan lindo que no dan ganas de volver». Circulan en las redes algunos relatos de un chico en Estados Unidos y una chica en algún país nórdico que cuentan sus experiencias. Por lo que pareciera que algo hay.     
De todas maneras la pandemia se está llevando un importante número de habitantes y los países trabajan incansablemente para atenuar el impacto,  aunque como decía, muchos miembros de las comunidades no parecen acusar el problema y hacen caso descuidado de las medidas de prevención aconsejadas, quizás cuando se den cuenta ya sea demasiado tarde.
Dentro de las teorías tétricas de las pandemias está, las de que esto ocurre para purificar el planeta, pero en la práctica no pareciera que es así, ya que los malos siguen vigentes y los que se van son algunos buenos.
En fin, el hombre en su transitar por la vida no deja de asombrarse y puede ver en la práctica que este nuevo acontecimiento mundial, sirve para que su mente puesta en funcionamiento trate de develar la incógnita de la vida y piense qué es verdad y qué es mentira. ¿Se develará el misterio? Un nuevo tema para un relato de ciencia-ficción.
 

Conectar
Crear cuenta