Martes 22 de junio 2021
-6°

TRELEW

TV

Contactarse

Conectarse con


Registrate para acceder a la edición digital del diario El chubut

Fin de Semana

Lago Vostok, 15 millones de años encerrado en el hielo antártico

Prof. Julio Stampone

por REDACCION CHUBUT 05/06/2021 - 01.35.hs

CIENCIA
El continente antártico es el más austral de la Tierra y se encuentra cubierto por un manto de hielo que ocupa aproximadamente el 98% de su superficie y tiene un espesor promedio entre 1900 m a 2300 m, y un máximo de 4776 m.

 

 

Uno puede pensar que por debajo del hielo hay una masa rocosa uniforme, pero parece ser que no es así, estudios modernos hacen presumir que si se descongelara totalmente este continente helado observaríamos un archipiélago formado por grandes islas, cuya superficie estaría alrededor de los 500 m por bajo el nivel del mar actual.

 

 

El Lago Vostok (en castellano: Lago del Oriente), ubicado en el área de la base antártica del mismo nombre, es el mayor de los 375 lagos subglaciales registrados bajo el hielo polar, tiene una profundidad media de 344 m y  una superficie de casi 16.000 km2, que representa aproximadamente dos veces el tamaño del Lago Titicaca, el lago navegable más alto del mundo. Uno, el más alto del planeta, el otro el más profundo ya que se encuentra a unos 3800 m por debajo del hielo y 500 m bajo el nivel del mar.

 

No obstante haberse registrado en la base Vostok la temperatura más baja del planeta (89ºC bajo cero, el 21 de julio 1983); curiosamente el agua del lago se encuentra en estado líquido a una temperatura de -3ºC. Al respecto existen diversas hipótesis, quizás la más acertada explica que el agua permanece líquida aún por debajo del punto de congelación debido a la elevada presión a la que está sometida (360 atm) provocada por el peso de la masa de hielo superpuesta; ; no se descarta que el calor geotérmico también tenga influencia al fluir desde el interior terrestre, transmitiendo a través de las rocas la temperatura al agua, mientras que la cubierta de hielo, mala conductora del calor, cumpliría la función de manto aislante.

 

 

Un poco de historia reciente. La probable existencia de un cuerpo de agua líquida subglacial en la zona de la base Vostok la sugirió por primera vez el geógrafó ruso Andréi Kapitsa luego de analizar los resultados de sondeos sísmicos realizados entre 1958 y 1964 con el objetivo de medir el espesor del manto de hielo. En 1993, una nueva investigación dirigida por científicos rusos y británicos confirmo la existencia de un gran lago subglacial.

 

 

Para 1998 científicos rusos, franceses y norteamericanos deciden investigar el manto helado de forma directa, realizando la primera perforación exploratoria de 3623 m de profundidad, obteniendo muestras de hielo en todo su recorrido. El registro paleoclimático indicó una edad del hielo de 400.000 años de antigüedad máxima, no obstante se presume que la masa de agua del lago quedó aislada hace unos 15 millones de años o más. La construcción del pozo se detuvo 100 m antes de la superficie del lago, previendo su probable contaminación por sustancias lubricantes y anticongelantes, como kerosene y freón usados en la técnica de perforación.

 

Hay quienes criticaron esta técnica argumentando que se debería haber perforado usando agua caliente como lo hacen los norteamericanos e ingleses. Los rusos manifestaron que en la base Vostok  no tenían la gran cantidad de energía requerida para usar ese método.

 

 

La curiosidad humana pudo másy en 2011 se inicia una nueva perforación que culmina en 2012 (Figura Nº 1), la misma alcanzó 3769,30 m, y esta vez se llegó a la superficie líquida del lago; la presión a cuál estaba sometida hizo que el agua ascendiera por el pozo, congelándose rápidamente, sin poder evitarse que se mezcle con sustancias contaminantes. La primera muestra de esa agua congelada se obtuvo en el verano de 2013, a 3406 m de profundidad. Las pruebas de ADN y ARN efectuadas en las muestras del agua detectaron la presencia de miles de formas microscópicas, predominando las bacterias.

 

En enero de 2015 se realizó una nueva perforación, obteniéndose nuevas muestras del agua de la capa superficial del lago, presuntamente virgen.

 

 

La existencia de organismos microscópicos en la parte superficial del lago puede indicar que una biósfera más profunda esté habitando el lago. Es posible que esta biosfera, al entrar en contacto con la de la superficie terrestre pueda interactuar en forma imprevisible, motivo por el cuál esta investigación se debe llevar a cabo con suma precaución. Por esta razón, el equipo ruso planea enviar una sonda que pueda ofrecer mayores garantías en la toma de las muestras de agua y de los sedimentos del fondo del lago, cuyo espesor se estima en 70 m.

 

 

Así también, nuevos métodos de muestreo, más seguros, están siendo elaborados para investigar este ecosistema único sin provocar riesgo de contaminación. La propuesta que hasta la fecha ofrece mayores garantías fue realizada por la NASA, que sugiere enviar un “cryobot” consistente en una sonda con una punta caliente que penetraría el hielo; al llegar a las aguas del lago se eyecta un pequeño robot llamado “hydrobot” que será el encargado de capturar datos, fotografiar y tomar muestras no contaminadas.

 

 

Aún debemos esperar para conocer que secretos paleobiológicos albergan los sedimentos del fondo, y las profundas y oscuras aguas fósiles del lago Vostok.